Temas Especiales

27 de Jun de 2022

Béisbol

Los que siguieron los pasos de sus padres

Mariano Rivera III. no es el único hijo de un pelotero famoso que jugará béisbol profesional. Pocas parejas han sido sobresalientes

El refrán que dice: ‘de tal palo, tal astilla' no siempre es acertado.

Al menos, en el béisbol de las Grandes Ligas, no sucede que el padre de un pelotero y su hijo sean igualmente destacados.

Panamá ya puede presumir de tener un padre y un hijo que han jugado en las Ligas Mayores, en el caso de Enrique Burgos; su hijo del mismo nombre está comenzando a escribir su historia.

ANTECEDENTES

Ken Griffey padre fue parte de aquella notable ‘maquinaria roja', que ganó la Serie Mundial de 1976, junto con Pete Rose, David Concepción, George Foster, Joe Morgan, Tony Pérez y Johnny Bench.

Su hijo, Ken Griffey jr. fue el primer pique en la ronda de selecciones de equipos de las Grandes Ligas en 1987; y aunque no ganó un anillo de Serie Mundial, fue uno de los mejores peloteros de su generación.

SELECCIÓN 2015

Mariano Rivera III fue seleccionado en el puesto 134 (cuarta ronda) por los Nacionales de Washington.

El hijo mayor de Mariano Rivera, futuro miembro del Salón de la Fama de las Grandes Ligas, hizo méritos propios para ser reclutado por el club de la Liga Nacional.

Lanzador derecho, al igual que su progenitor, hizo su trabajo a nivel universitario con Iona College, centro académico situado en un suburbio de Nueva York, donde tuvo marca de 5-7 y efectividad de 2.65.

Si bien no cuenta aún con el arma mortal del ‘Expreso de Puerto Caimito', sin embargo, maneja una recta que supera las 95 millas por hora, además de un buen slider y una curva profunda.

Rivera III, de 21 años de edad, no es único hijo de un pelotero reclutado este año.

El jardinero Tate Matheny, hijo del manager de Cardenales de San Luis, Mike Matheny, fue seleccionado por Medias Rojas de Boston al comienzo de la cuarta ronda.

Otro jardinero, Daz Cameron, hijo del retirado jardinero Mike Cameron, fue seleccionado por los Astros de Houston.

Cam Gibson fue reclutado por los Tigres de Detroit; 37 años antes, el mismo equipo seleccionó a su padre, Kirk Gibson, pelotero y mánager, recordado por aquel jonrón en la Serie Mundial de 1988 para los Dodgers de Los Ángeles, estando lesionado.

Los Rockies de Colorado picaron al joven lanzador derecho Tyler Nevin, hijo de Phil Nevin, pelotero de Grandes Ligas, quien en 1992, fuera el primer pique.

Solo el tiempo dirá si estos chicos igualan o superan a sus progenitores.

==========

PELOTEROS CON ESTIRPE

No todos los hijos de peloteros famosos logran destacarse

134

fue el sitio donde se ubicó Mariano Rivera III al ser selecionado por los Nacionales de Washington.

1000

peloteros toman parte del sistema de reclutamiento colegial y del draft internacional de las Grandes Ligas en el año 2015.