05 de Oct de 2022

Economía

Wal-Mart recibe mayor demanda de armas

PARÍS. En tanto el presidente Barack Obama apoya amplias restricciones a las armas luego de la matanza ocurrida en una escuela de Newtow...

PARÍS. En tanto el presidente Barack Obama apoya amplias restricciones a las armas luego de la matanza ocurrida en una escuela de Newtown, Connecticut, los precios de los cargadores para pistolas están subiendo en eBay y los rifles semiautomáticos se agotaron en muchos locales de Wal-Mart Stores Inc.

Wal-Mart, el mayor minorista del mundo, dijo esta semana que continuaría vendiendo armas, inclusive rifles como el usado en Newtown, donde 26 personas, en su mayoría niños, fueron asesinadas el 14 de diciembre. En cambio, Dick’s Sporting Goods Inc. suspendió las ventas de armas similares en sus más de 500 comercios.

Las búsquedas de cinco tipos de rifles semiautomáticos en el sitio web de Wal-Mart mostraron que los locales de cinco estados, incluidos Pensilvania, Kansas y Alabama, se habían quedado sin stock. Wal-Mart no vende armas online sino que les pide a los clientes que informen el código postal para ver si su tienda local tiene un arma en particular. ‘Seguimos dedicados a la venta segura y responsable de armas de fuego en las zonas del país donde se venden’, dijo David Tovar, portavoz de Wal-Mart, el martes. Otro portavoz, Kory Lundberg, señaló que la compañía mantiene la decisión de no modificar su surtido de armas. No accedió a formular comentarios sobre las ventas de armas desde lo ocurrido en Newtown. Wal-Mart vende armas en 1.800 de sus más de 3,800 locales estadounidenses, agregó.

Los rifles como el

utilizado en Newtown están disponibles en 1,200 locales y el minorista no vende cargadores de alta capacidad para esas armas, explicó.

En la lista del sitio web de Wal-Mart figuran unos 10 rifles deportivos modernos, término que usa la industria de las armas para designar a las que se parecen a un rifle militar M-16.

En 2006, Wal-Mart redujo el número y la variedad de armas que ofrece en los locales y las reemplazó por productos más costosos como equipos para ejercicios. En abril de 2011, volvió a ofrecer armas de fuego en muchos comercios como parte de una estrategia de sumar más mercadería en los anaqueles y reactivar el crecimiento de las ventas en los locales Wal-Mart de los Estados Unidos.

La medida puede haber sido beneficiosa ya que los comercios estadounidenses de Wal-Mart registraron el primer aumento en las ventas de tiendas abiertas hace más de un año en más de dos años en octubre de 2011.