Temas Especiales

05 de Apr de 2020

Economía

Apagón dejó pérdidas por más de $1.3 millones

El apagón energético parcial que se registró este fin de semana dejó más de $1.3 millones en pérdidas económicas a los empresarios y comerciantes

Apagón dejó pérdidas por más de $1.3 millones
Los más ‘perjudicados' por el apagón fueron los emprendedores y las pequeñas empresas.

El apagón energético parcial que se registró este fin de semana dejó más de $1.3 millones en pérdidas económicas a los empresarios y comerciantes panameños.

Así lo informó la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá (CCIAP) a los medios de comunicación local, señalando que los más ‘perjudicados' por la suspensión de electricidad fueron los emprendedores y las pequeñas empresas.

‘Estos eventos (la suspensión del suministro de electricidad) en el sistema siempre van a ocurrir, lo único que toda la red debe ser capaza de recuperarse',

OSCAR RENDOLL

GERENTE DE ETESA

‘El apagón se registró en fecha de pago de salarios y en un horario de alto tráfico, de manera que es mayor la incomodidad por la falta de energía y sus afectaciones en el tráfico', apuntó CCIAP.

En declaraciones a los medios de televisión local, el gerente general de la Empresa de Transmisión Eléctrica, S.A. (Etesa), Oscar Rendoll, reconoció la ‘vulnerabilidad' del sistema de generación de electricidad de Panamá.

Rendoll explicó que el apagón de este fin de semana, que dejó sin suministro de energía eléctrica a Panamá y varios países en Centroamérica, se debió a condiciones atmosféricas en Chame y San Carlos, provocando una falla en el circuito de la subestación de El Coco, en la provincia de Coclé.

Según la Secretaría Nacional de Energía, los apagones ocurridos el 1 de julio y el 20 de junio se originaron en la línea por el exceso de generación.

‘Estos eventos en el sistema siempre van a ocurrir, lo único que toda la red debe ser capaz de recuperarse', dijo el gerente de Etesa, quien para solucionar los problemas con el suministro apostó a la tercera línea de transmisión eléctrica, la cual debe iniciar operaciones en su primera fase el próximo mes de agosto. Pero todavía faltan veinte kilómetros de tendido y dos torres en Aguadulce, Chame y San Carlos, debido a que los dueños de las propiedades por donde deben pasar aún no han accedido a negociar la indemnización para el avance del proyecto que beneficiará a varios países de la región centroamericana.

Una vez entre en operación la tercera línea, ‘ya no debemos tener estos problemas de fallas', dijo Rendoll, quien destacó que Panamá opera dentro de un sistema interconectado desde México hasta Panamá, generando así intercambio de energía y factores económicos.

IMPACTO

Casi todos los habitantes de Panamá (3.8 millones), Costa Rica (5 millones) y Nicaragua (6.3 millones) y varias zonas de El Salvador y Honduras fueron perjudicados por el apagón, de acuerdo con un comunicado oficial.

Se estima que millones de personas en la región quedaron sin suministro eléctrico. El 60% del total de la demanda eléctrica centroamericana quedó desconectada.