Temas Especiales

24 de Jan de 2021

Economía

FMI advierte a los gobiernos 'guardar sus recibos' y rendir cuentas sobre los préstamos

Durante la plenaria inaugural del IACC, Kristalina Georgieva, directora general del Fondo Monetario Internacional, solicitó a los  gobiernos que monitoreen los gastos, “revisaremos los recibos para saber si son exactos”, dijo.

El foro mundial que reúne a jefes de Estado, la sociedad y el sector privado, orientado a terminar con la corrupción se inauguró ayer en Seúl, Corea, bajo el lema: verdad, confianza y transparencia. La frase más reiterada por los participantes de la plenaria inaugural fue la importancia de restaurar la confianza de los gobiernos, que se logra con transparencia y rendición de cuentas.

Kristalina Georgieva, directora general del Fondo Monetario InternacionalA. Saltiel | La Estrella de Panamá

En la plenaria de apertura se alertó sobre la covid-19, el clima climático y la corrupción, como factores que han socavado los objetivos del desarrollo del milenio que deben cumplirse en 2030; para contrarrestar la situación, es necesaria una coordinación global. “Justicia para todos, instituciones inclusivas, interconectividad, son herramientas importantes para combatir la corrupción”, pronunció Ban Ki-Moon, exsecretario de las Naciones Unidas. Enfatizó en la confianza, la transparencia y la verdad, como ejes para encontrar las soluciones globales.

Kristalina Georgieva, directora general del Fondo Monetario Internacional, subrayó que la institución ha efectuado préstamos a varios gobiernos para hacer frente a las necesidades de la pandemia, y esperan a cambio una rendición de cuentas clara por parte de los beneficiados. “Sabemos lo que está en juego, hemos proveído ayuda financiera a 78 países para que puedan hacer frente a los gastos extraordinarios; guarden sus recibos, la rendición de cuentas es lo más importante en esta crisis”, advirtió.

En este sentido, solicitó a los gobiernos que monitoreen los gastos “y revisaremos los recibos para saber si son exactos”, avanzó.

“Sabemos que son los pobres quienes más sufren las consecuencias económicas y sanitarias de la pandemia, y en los países menos desarrollados, el virus ha alejado a los niños de las escuelas. La corrupción la pagan los pobres”, aseguró la jefa del FMI.

José Ángel Gurría, secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), reiteró la necesidad de instaurar confianza en nuestras economías. “Ya teníamos un déficit de confianza antes, pero ahora la pandemia lo ha hecho peor. Los sectores público y privado están expuestos a esta crisis. Los líderes no están solos en motivar la tarea de la confianza, necesitan a sus ciudadanos”, dijo Gurría. La OCDE persigue el dinero producto de evasión fiscal y la corrupción, que están costando a los países trillones de dólares. “Todos los esfuerzos anticorrupción son más relevantes ahora cuando los gobiernos luchan contra la pandemia”, añadió Gurría.

Mari Elka Pangestu, representante del Banco Mundial, manifestó que la entidad desembolsará $160 billones a 100 países como parte de la ayuda de emergencia por la pandemia y $12 billones serán destinados a las vacunas. “Los estímulos son enormes, pero de igual forma la corrupción, y los más vulnerables serán los más afectados si estos recursos no se emplean con transparencia”, expresó Pangestu.

Huguette Labelle, presidenta internacional del Consejo Anticorrupción, durante la ceremonia inaugural mostró su preocupación por la amenaza al estado de derecho y la toma del poder de regímenes autoritarios y populares que amenazan la lucha contra este flagelo que afecta al mundo entero.

La pandemia ha menoscabado la confianza de la población hacia sus gobiernos, parte de ello, de acuerdo con Labelle, se atribuye a la falta de transparencia y rendición de cuentas del uso de los recursos para combatir la pandemia del nuevo coronavirus.

La XIX sesión de la Conferencia Internacional Anticorrupción tuvo como escenario miles de pantallas virtuales, con participantes alrededor del mundo que disertarán en diferentes temas, todos orientados a combatir uno de los peores males, y tal vez más complicado de erradicar –aunque no imposible–, la corrupción.

“Durante tres años consecutivos Corea ha mejorado el ranking, escalando seis peldaños para colocarse entre los 30 países mejores del mundo en el combate a la corrupción, con miras a ingresar entre los 20 en los próximos años”, manifestó el presidente de Corea, Moon Jae-in, en su discurso inaugural.

La pandemia afectó la gobernanza prácticamente en el mundo entero, los líderes gubernamentales perdieron la confianza de sus ciudadanos. “Hizo que la concentración y abuso de poder debilitara los derechos humanos, la transparencia y la libertad de prensa. En muchas partes del mundo la falta de confianza no está relacionada únicamente entre la población y los gobernantes, sino entre las personas y en la era de las noticias falsas, también en la nueva era de sospechas de incertidumbre, inseguridad y temor, era de vigilancia y control y manipulación de la gente”, expresó Delia Ferreiro, presidenta de Transparencia Internacional.

Ferreiro destacó que el consenso entre las sociedades se ha quebrantado, una fase en que la integridad y la apertura están bajo ataque, especialmente la integridad de las personas. “Esto hace que nos lleve a tratar el tema de confianza y transparencia, temas importantes para reconstruir los valores de verdad. Para tener confianza hace falta la transparencia, no solo con información abierta, sino integridad de los mismos”, añadió.

Así iniciaron las rondas de debate internacional en las que participan más de 500 expositores del mundo. Por ejemplo, una de las charlas centraba la importancia de conocer los beneficiarios finales de las sociedades anónimas, que contó con la exposición de Carlos Barsallo, presidente del capítulo de Panamá de Transparencia Internacional.