La Estrella de Panamá
Panamá,25º

14 de Oct de 2019

América

Una ONG eleva a 651 los muertos debido a la crisis sociopolítica de Nicaragua

De las muertes 522 fueron por arma de fuego, 49 por torturas, golpes, ahorcamientos o pedradas

El presidente de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH), Álvaro Leiva, habla durante una rueda de prensa este viernesJeffrey Arguedas | EFE

La Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH) informó este viernes que desde el 19 de abril del 2018 y hasta el 30 de septiembre de 2019 han muerto 651 personas en el marco de las protestas contra el Gobierno del presidente Daniel Ortega.

El presidente de la ANPDH, Álvaro Leiva, quien se encuentra en Costa Rica como asilado político, indicó en conferencia de prensa que debido a la crisis sociopolítica han muerto 651 ciudadanos (613 hombres y 27 mujeres), 4.922 personas han resultado heridas, 516 han sido secuestrados y 853 nicaragüenses están desaparecidos.

"Estas cantidades de ejecuciones que hemos dado a conocer en este informe preliminar son preocupantes considerando que han pasado 530 días, eso es alarmante en cualquier país del mundo y es motivo de que hay que poner atención sobre la crisis profunda de violaciones a los derechos humanos que existe en Nicaragua", afirmó Leiva a EFE.

De las muertes 522 fueron por arma de fuego, 49 por torturas, golpes, ahorcamientos o pedradas, 10 por armas blancas, 31 se encuentran bajo investigación y de 39 de ellas fueron catalogadas como otras circunstancias, según el informe.

La Asociación explicó que 293 homicidios sucedieron en el contexto de ejecuciones en ataques a protestas pacíficas, principalmente barricadas y marchas.

Además, un total de 263 fueron "asesinatos premeditados" dentro de las campañas "Vamos con todo", "Cortina de Humo" y "Plomo", mientras que 56 aparentan estar relacionados con paramilitares y militantes de la Juventud Sandinista armados por el gobierno. El resto fueron catalogados como otros.

"Queremos ejercitar el derecho internacional en materia penal, vamos a seguir trabajando y vamos a seguir ejerciendo, que el dictador y el régimen puedan ser acusados penalmente en una jurisdicción que nos permita juzgar estos crímenes crueles que han cometido en contra del pueblo de Nicaragua", destacó Leiva.

Los departamentos donde se han registrado la mayor cantidad de muertes son Managua (215), Jinotega (78), Atlántico norte (54), Masaya (44), Matagalpa (44), Carazo (35), León (32) y Río San Juan (58), entre otros, indica el informe.

La Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos también reveló que en una proyección aproximada estiman que han emigrado 55.946 nicaragüenses en busca de protección humanitaria.

Datos de la ANPDH, según información recabada de la Dirección de Migración y Extranjería costarricense un total de 33.696 nicaragüenses han solicitado refugio en el país al mes de mayo de 2019 y se han entregado 8.262 permisos laborales.

La Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han responsabilizado al Gobierno de "más de 300 muertos", así como de ejecuciones extrajudiciales, torturas y otros abusos contra los manifestantes y opositores.

Leiva afirmó a Efe que han facilitado la información recabada a la CIDH para que realicen una evaluación técnica y puedan "armonizar" las estadísticas y tener una "uniformidad" en los datos.

Desde el pasado 18 de abril, Nicaragua vive una crisis sociopolítica. El presidente Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, reconocen 199 muertos y 340 reos, que llaman "terroristas", "golpistas" y "delincuentes comunes".

Ortega, próximo a cumplir doce años en el poder de manera continua, no acepta responsabilidad en la crisis ni tampoco los señalamientos generalizados sobre graves abusos de las autoridades contra los manifestantes antigubernamentales, y denuncia ser víctima de intento de "golpe de Estado" que, asegura, ya ha sido aplacado.