Temas Especiales

22 de Oct de 2020

Mundo

Tailandia, ¿y ahora qué?

PANAMÁ. Derrocado el primer ministro Sonchai Wongsawat, ¿qué le espera a Tailandia en su futuro inmediato?

PANAMÁ. Derrocado el primer ministro Sonchai Wongsawat, ¿qué le espera a Tailandia en su futuro inmediato?

Luego de una serie de manifestaciones callejeras de protestas, la oposición política, encabezada por la Alianza del Pueblo para la Democracia, logró remecer el árbol para obligar a la Corte Suprema de Justicia, junto a las presiones norteamericanas, a disolver a tres partidos gubernamentales y declarar corruptos a sus dirigentes, entre ellos Wonsagwat.

VIENEN CAMBIOS

Pero ello no significa que existe un cambio de gobierno.

Tres de los seis partidos que conformaban la alianza estatal siguen en el poder con el primer ministro interino Chavarat Charvirakul.

El Tribunal Constitucional disolvió el Partido del Poder del Pueblo (PPP) de Wongsawat, y otros dos, el Chart Thai (Nación Tailandesa) y Machima Tipatai (Por la Democracia), que formaban parte una coalición de gobierno.

También para el próximo lunes se tiene previsto que el Parlamento Nacional de Tailandia escoja el reemplazo de Wongsawat y Charvirakul.

Los actuales ministros de Sanidad, Chalerm Yoobamrung, y de Industria, Mingkwan Saengsuwan, son los candidatos con mayores probabilidades.

La oposición política, que desde marzo pasado inició su acción de protesta, exige la disolución del Parlamento y la celebración de nuevas elecciones.

Esta propuesta también fue respaldada por la cúpula del Ejército.

Sin embargo, los grupos gubernamentales se aprestan a mantenerse en el poder.

Estas intenciones ya han sido detectadas por los opositores, quien han anunciado su retorno a las protestas callejeras y la retoma de los aereopuertos y la sede del Parlamento. Estos hechos, que provocaron la caída de Wongsawat, presagian un nuevo caos para el país asiático.

Lo cierto es que prosigue el traslado de turistas a sus países de origen, mientras que eventos como la próxima cumbre de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) será trasladada a Yakarta. Lo cierto es que Tailandia se encuentra sumida en una profunda crisis, donde el actual orden constitucional podría sufrir los rigores con un golpe de Estado.

Este país sufrió en el 2006 un golpe de Estado, tras 15 años de democracia. El año pasado se realizaron unas elecciones amañadas, que provocaron la situación actual.

La salida de Wongsawat estuvo dentro de la ley, puesto que fue un dictamen de la Corte Suprema de Justicia. ¿Y ahora qué?

LOS ANALISTAS

Para el internacionalista, Miguel Antonio Bernal, el sudeste asiático vive una serie de convulsiones por la influencia fundamentalista musalmana, que van obligar a la intervención de China, Japón y EEUU.

De acuerdo con el también analista político Renato Pereira, “Tailandia ha sido un país gobernando tradicionalmente por la dictatura”.

Las fuerzas populares democrática libran actualmente en una gran lucha.