Temas Especiales

23 de Sep de 2020

Nacional

Inseguridad crece a pesar de leyes DDD

PANAMÁ. Las últimas 48 horas han dejado un saldo negativo en la lucha contra el crimen.

PANAMÁ. Las últimas 48 horas han dejado un saldo negativo en la lucha contra el crimen.

El miércoles, un ladrón se hizo pasar por agente de seguridad y logró llevarse 90 mil dólares de un cajero automático en Plaza Conquistador. En la mañana del jueves se conoció del asesinato de un taxista en Panamá Oeste. Luego dos hombres armados asaltaron las oficinas de Elektra Noreste llevándose 5 mil dólares. Horas más tarde en la ciudad de Colón, asaltaron a una pareja de comerciantes matando a una señora. En Plaza Mirage, ayer viernes, cerca del mediodía, una discusión entre cinco sujetos terminó en tiroteo. Uno de ellos fue gravemente herido.

Todo esto en medio de la polémica tras la aprobación en Gabinete de las llamadas leyes DDD señaladas como remilitarizantes de la fuerza pública.

La reforma, impulsada por el ministro de Gobierno y Justicia Daniel Delgado Diamante (DDD), está sustentada en que el problema de la seguridad está principalmente cimentado en la influencia del narcotráfico, pero los casos reseñados arriba, son incidentes de delincuencia común. “La propuesta del gobierno está mal enfocada”, dice Rafael Zevallos del movimiento Jóvenes en pro de la Seguridad Ciudadana.

Mientras la ola de criminalidad crece, los decretos de seguridad reciben el apoyo del abogado panameñista Jaime Abad, que asesoró al gobierno durante la discusión de estas leyes, “Al país no le va a quedar otra que equiparse militarmente para enfrentar el narcotráfico, de lo contrario no lo vamos a poder parar”.+ 2A y 5A