Temas Especiales

28 de Nov de 2020

Nacional

Donación en medio de dudas

PANAMÁ. Un mar de dudas ha surgido en torno a la misteriosa donación de 750 mil dólares que fueron repartidos el pasado 10 de septiembre...

PANAMÁ. Un mar de dudas ha surgido en torno a la misteriosa donación de 750 mil dólares que fueron repartidos el pasado 10 de septiembre por el presidente Ricardo Martinelli entre 15 Organizaciones No Gubernamentales (ONGs).

La principal duda se centra en el origen de los fondos y a nombre de quién fueron entregados. El presidente Ricardo Martinelli ha dicho que una empresa de casinos que quiere entrar al país los entregó, aunque no especificó si se los dio a él personalmente o al Estado.

Orlando Quintero, director de Probidsida, una de las organizaciones beneficiadas con la donación de 50 mil dólares, confirmó que recibió el dinero, al igual que otras 14 organizaciones. ‘Fue un acto donde a todos nos entregaron un cheque, que servirá de gran ayuda’, precisó.

No obstante, Quintero no quiso especificar a La Estrella si el cheque que recibieron era del Estado o de alguna empresa. ‘No me voy a prestar para eso’, dijo.

¿POR QUÉ EL MISTERIO?

Para el político Menalco Solís, la actitud del Presidente, lejos de generar confianza en la población, ha provocado un ‘clima de suspicacias’ que no favorecen su gestión.

‘Si fue una donación entregada para buenos fines, por qué no lo divulga o, en lugar de haber recibido el dinero, por qué no le dijo a la empresa que distribuyera el dinero directamente a las ONG’, dijo.

Adolfo Linares, ex presidente de la Cámara de Comercio, también considera que Martinelli debe cumplir con las normativas legales y dar la información. ‘Creo que la contribución es buena, pero tenerlo en reserva trae muchas suspicacias’.

Eduardo Quirós, ex viceministro de Finanzas, señaló que primero el presidente debe explicar si la donación se recibió a nombre del Estado o de su persona, porque si ese dinero entró al Tesoro Nacional, debe aplicársele todas las leyes, incluyendo la de administración de fondos públicos.

CONTRADICCIONES

La actitud del presidente se contradice con el recién aprobado decreto que regula las donaciones que reciben las ONG.

En aquella ocasión, el ministro de Economía y Finanzas, Alberto Vallarino, se refirió a los abusos de las instituciones sin fines de lucro, que tienen excepciones fiscales sin forma de saber cómo obtienen esos fondos.

Además, la Ley 63 de Presupuesto de 2009, en su artículo 211 sobre Ingresos Adicionales, señala que si una entidad del Gobierno Central o del Sector Descentralizado devenga, recauda o percibe un ingreso adicional autorizado por ley, decreto o resolución, y quiere hacer uso de este ingreso, deberá incorporarlo al presupuesto mediante crédito adicional. Se incluyen los ingresos de gestión institucional y las donaciones voluntarias o por convenios.

Igual tratamiento se dará a las donaciones en especie; no obstante, deberán ser puestas en conocimiento del Ministerio de Economía y Finanzas y de la Contraloría General.

Carlos Gasnell, de Transparencia Internacional, lamenta que en Panamá no exista una ley sobre conflicto de intereses porque resulta muy difícil disociar la esfera personal de la pública de los altos funcionarios del Estado. ‘Recibir estas donaciones a título personal para luego distribuirlas, puede ser éticamente reprochable’.

Mientras, el misterio persiste. ¿Qué razones tendría el presidente para ocultar el origen de este dinero?