Temas Especiales

25 de Feb de 2021

Nacional

Nueva ley de la LNB oficializaría chance casado

PANAMA. Ayer, los diputados de la Comisión de Economía y Finanzas de la Asamblea Nacional ‘desflecaron’ el proyecto de ley 312 que modif...

PANAMA. Ayer, los diputados de la Comisión de Economía y Finanzas de la Asamblea Nacional ‘desflecaron’ el proyecto de ley 312 que modifica la Ley Orgánica de la Lotería Nacional de Beneficencia (LNB).

Uno de los objetivos del proyecto era sancionar en todas sus formas la venta de chances y billetes casados. También, que la institución explore nuevas formas de lotería como la ‘Loto’ y ‘El Raspadito’ para generar otros ingresos y, de ese modo, hacerle frente al aumento prometido de 12.5% en las comisiones de los billeteros a partir del próximo 1 de julio.

Después de reunirse en varias ocasiones para analizar y debatir el alcance de la nueva ley, el diputado oficialista y presidente de la Comisión de Economía y Finanzas, Sergio Gálvez, acordó con la Asociación de Billeteros Independientes y el Sindicato de Billeteros la modificación de la ley en al menos 13 artículos del proyecto original presentado por el ministro de Economía y Finanzas, Alberto Vallarino.

Tras el acuerdo se aprobó en primer debate el proyecto de ley, que se espera sea presentado esta semana ante el pleno de la Asamblea Nacional.

EL CAMBIO QUE NO GUSTÓ

En medio de la discusión en primer debate protestaban los billeteros para que se incluyeran las modificaciones previamente conversadas con el diputado presidente de la Comisión.

Entre los presentes figuraban, además, el director de la LNB, José Pablo Ramos, y el director general de Ingresos, Luis Cucalón.

LE RESTAN COMPETENCIA

Los funcionarios fueron prácticamente acribillados por los políticos con sus interrogantes sobre la participación de empresas extranjeras en la explotación de otras formas de lotería sin la supervisión de la Junta de Control de Juegos (JCJ).

Cucalón considera innecesaria la participación de la JCJ en la nueva disposición.

‘Yo prefiero mantenerlos separados. Son cosas diferentes, la LNB es un ente autónomo y no debe ser reglamentada por otra institución’, dijo.

Entre las modificaciones se incluye la participación de la JCJ, como fiscalizador, en las nuevas modalidades de venta de lotería que desarrolle la institución, detalle que no contemplaba el proyecto de ley original.

Otro de los puntos en discusión es el margen de ganancia —del 50%— que garantiza la LNB a la empresa a la que se le concesione este negocio.

Al término de la discusión, José Pablo Ramos, evidentemente molesto, prefirió no comentar las modificaciones al proyecto original aprobadas. Ahora tendrían que compartir la autoridad con la JCJ.

SE SUAVIZA LA NORMA

La molestia de Ramos no es para menos. Al parecer, los billeteros le ganaron el primer round. Dentro de los cambios se eliminó el artículo 24 del proyecto de ley 312, que ‘prohíbe la venta o patrocinio de chance clandestino, el bill, la bolita, o de todo juego de Lotería, en cualquiera de sus formas, no autorizado por la LNB’.

M uy por el contrario, se abrió el compás para que los billeteros puedan ‘comercializar’ (casar números altos con bajos) chances y billetes.

Ángela Ruiz, de los billeteros independientes, explicó que las sanciones se mantienen únicamente para quienes insistan en vender chances casados con one two u otras formas que no sean chances de la institución.

Las que sí se duplicaron fueron las penas hasta con un año de cárcel y sanciones de 500 mil hasta un millón de dólares para los que promuevan o se dediquen a la venta de números con el sistema de ‘casa grande’ o chances clandestinos.

Se aclaró que la nueva forma de lotería, la Lotto, no será competencia de los chances y billetes regulares.

Su valor por fracción será de dos dólares y en los juegos extraordinarios, de $2.50.