Panamá,25º

21 de Jan de 2020

Nacional

Nueva ley de la LNB sienta mal precedente

PANAMÁ. La batalla apenas comienza. Al parecer, el malestar del asiduo seguidor de lotería que debe comprar chances y billetes casados c...

PANAMÁ. La batalla apenas comienza. Al parecer, el malestar del asiduo seguidor de lotería que debe comprar chances y billetes casados continuará. La razón ya es conocida: el proyecto de ley 312 que buscaba, entre otras cosas, acabar con esta anomalía, fue víctima del bisturí legislativo.

Sin duda, es uno de los logros alcanzados por la Asociación de Billeteros Independientes y el Sindicato de Billeteros en la Comisión de Economía y Finanzas de la Asamblea Nacional, cuando el diputado presidente de la comisión, Sergio Gálvez, acogió una serie de modificaciones propuestas por el gremio, en las que se incluyó, en el artículo 25, que los billeteros puedan ‘comercializar’ sus productos.

Lo que resultó favorable para los más de 12 mil billeteros en todo el país provocó indignación en quienes desde un inicio han defendido la posición del comprador, que en algunas ocasiones hasta han sido víctimas de agresión física.

Este tema trajo a la escena a Pedro Meilán, administrador de la Autoridad de Protección al Consumidor y Defensa de la Competencia (Acodeco), quien hizo fuertes cuestionamientos a lo que aprobó la comisión respectiva el pasado viernes 18.

Meilán dijo estar dispuesto a asistir a la discusión en segundo debate del proyecto porque considera ‘ilegal’ tratar de incluir en una ley una acción de este tipo.

‘Permitir que los billeteros puedan comercializar (casar altos con bajos) sus números, es totalmente ilegal’, sostiene Meilán.

El funcionario afirmó que si alguien ha puesto a través de una ley excepcionar esta anomalía no actúa de forma correcta, máxime si viene de un diputado. ‘Eso viene acompañado con algún grado de politiquería para quedar bien con un gremio y no es justo’, advierte. Considera que permitir que los billeteros comercialicen sus productos le abre la ventana a otros grupos para que quieran hacer lo mismo.

El director de Acodeco fundamenta la ilegalidad en que la ley que crea a la entidad establece en su artículo 36, numeral 15, sanciones de 25 mil hasta 50 mil dólares a quienes traten de vender productos atados o condicionados. ‘Esto está prohibido por la ley, permitir eso es un craso error’, apunta.

Asimismo solicitó a los diputados de la Asamblea Nacional no aprobar el proyecto tal como existe. Estima que si es aprobado tal cual está, el presidente debe vetar la ley por ilegal, concluyó Meilán visiblemente molesto con la propuesta aprobada en primer debate.

Por su lado, Ceferino Acevedo, presidente del sindicato, defendió todo lo actuado en la comisión que preside el diputado Sergio Gálvez, ya que —a su juicio— la modificación es necesaria para que los billeteros puedan vendar la mayoría de sus productos. ‘La palabra casado no existirá, simplemente comercializar, que significa solicitar al comprador la cooperación para que también adquiera números altos’, explica.

También aclaró que, de acuerdo a lo aprobado, no existirán sanciones para este tipo de ventas, pero sí para aquellos que insistan en vender los denominados one two y one five. ‘Las sanciones se mantienen en estos casos’, sentencia. ‘Para estos casos la Lotería suspenderá las libretas a quien infrinja la ley’, concluyó.

Sobre las agresiones a las que sean objeto los compradores también se eliminó. No será competencia de la LNB tomar acciones contra el billetero en caso de denuncia ciudadana por agresión. Los casos pasarán a manos de las autoridades correspondientes: las corregidurías.

La Estrella trató de conocer la versión del diputado oficialista Sergio Gálvez frente a la posición de la Acodeco, pero no contestó a nuestra solicitud.