Temas Especiales

17 de May de 2022

Nacional

Embrollo entre Mi Bus y la ATTT complica el caos

PANAMÁ. Han pasado más de 20 días y gran parte de los panameños sigue padeciendo debido la escasez de unidades del Metrobús.

PANAMÁ. Han pasado más de 20 días y gran parte de los panameños sigue padeciendo debido la escasez de unidades del Metrobús.

Y mientras las quejas aumentan y la paciencia de los usuarios llega al límite, el gobierno intenta de alguna forma calmar los ánimos, presionando a la empresa dueña de la concesión del transporte, la colombiana Mi Bus, con una multa que muchos consideran irrisoria comparada al caos que se vive actualmente en el transporte colectivo.

En medio de ese escenario surge el cuestionamiento: ¿por qué la Autoridad del Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT) no emplea medidas más enérgicas contra Mi Bus? Para el abogado Víctor Martínez, la respuesta es simple: ‘Las autoridades no pueden exigir el cumplimiento de un contrato porque ellos mismos han fallado’.

El argumento de Martínez se basa en la posibilidad de que el gobierno opte por aplicar la fianza de incumplimiento contenida en el contrato 21-10, firmado entre la ATTT y la empresa.

En el punto sexto del documento se especifica la implementación de la fianza de cumplimiento, emitida por Seguros Constitución, S.A., por la suma de 46 millones 250 mil dólares a favor de la Contraloría General de la República y la ATTT, con una duración de tres años contados a partir de la fecha indicada en la orden de proceder.

El contrato señala que dicha fianza respalda el pleno cumplimiento de las obligaciones contractuales de la concesionaria y se hará efectiva si la ATTT considera que dicho cumplimiento es ‘insatisfactorio’, de acuerdo a los estándares establecidos en el Reglamento de Operaciones. Dicha fianza deberá renovarse 30 días antes de su vencimiento.

Pero exigir el cumplimiento de esta fianza, se hace cuando el Estado ha cumplido con su parte del contrato; es decir, ha realizado su labor de fiscalizador, sostiene Martínez, algo que en el caso del contrato con Mi Bus ‘ no ha sucedido’.

‘El contrato dice que la empresa debía entregar informes sobre las rutas, el estado de las flotas, el servicio, las pólizas de cada unidad, etc. La ATTT debía llevar un expediente con estos informes, pero estoy convencido de que no lo hicieron’.

Es precisamente en este sentido que Martínez considera que no hay asidero para que la ATTT apele a la fianza de incumplimiento que contempla el contrato. ‘Debería existir un expediente abierto y haber sanciones, pero no lo hicieron. No tienen un piso legal para rescindir o apelar a la fianza’.

‘NO HEMOS LLEGADO A ESOS EXTREMOS’

Sobre el tema, el exdirector de la ATTT Carlos Harris dijo que no cree que el problema que hay con el transporte colectivo llegue a los extremos de pensar en aplicar la fianza de incumplimiento, además de que acudir a esta salida, aumentaría dramáticamente el problema existente.

Desde su perspectiva, la problemática que hay con el transporte es una responsabilidad compartida, tanto la ATTT como Mi Bus son culpables de lo que sucede. ‘Se deben hacer ajustes y aplicar las sanciones que correspondan’, agrega Harris.

La primera culpa, dice, empieza por la falta de planificación del gobierno. ‘No se comenzó con orden. Debió iniciar con el estudio de la estructura de las vías, luego las paradas, las tarjetas prepagadas, etc.’.

Una muestra de ello es que el tamaño de los autobuses no es apropiado para prestar el mismo servicio en toda la ciudad. Hay calles en San Miguelito por donde no caben los metrobuses, por ejemplo.

El exjefe del tránsito asegura que las cosas referentes al metrobús se hicieron a la carrera, porque se trataba de un ‘proyecto político’.

‘Más que un proyecto pensado en ayudar al usuario, fue pensado y utilizado como un compromiso político... una bandera política que se le está hundiendo’.

Harris considera que el sistema no es malo, lo que lo ha hecho malo es la improvisación con que se manejó, que ha provocado el caos que se está viviendo.

SIN NOTIFICAR

El diputado del Partido Panameñista Adolfo Valderrama, miembro de la Comisión de Transporte de la Asamblea Nacional, aseguró que aún no ha recibido información alguna sobre la citación que el presidente de esa comisión legislativa hizo a la empresa Mi Bus para el próximo lunes.

De hecho, Valderrama sostiene que no tiene fe en esa citación, pues el Ejecutivo tiene intereses en la empresa Mi Bus, por eso le sorprendería que esa citación no sea más que una cortina de humo.