Temas Especiales

24 de Oct de 2020

Nacional

La batalla legal por la rectoría de la Umip

El rector Víctor Luna presiona para tomar posesión del cargo luego de ser admitido un recurso de amparo de garantías constitucionales

El 16 de octubre de 2014 habían policías custodiando la sede de la Universidad Marítima Internacional de Panamá (Umip), ubicada en el sector de La Boca, Ancón. Los agentes trataban de mantener la seguridad en medio de unas elecciones polémicas no aprobadas por el Consejo Superior, máximo órgano de gobierno de la casa de estudios y que ese día recibió amenazas de toma de las urnas.

Contra viento y marea, el evento se realizó. El Comité Electoral Universitario (CEU), organismo autónomo compuesto por 10 personas, instaló cuatro mesas para los mil 323 votantes habilitados, entre estudiantes, docentes y administrativos. Por lo ‘tóxico' del ambiente, plagado de acusaciones, acudió solo el 70% de los electores.

El ingeniero náutico Víctor Luna, quien dirigía la Umip desde diciembre de 2011, se postuló y ganó la rectoría con el 52% de los votos globales al vencer a Fulvia Garay y Roberto Pineda.

Luna había sido acusado de intentar manipular a los miembros del CEU.

En una entrevista con La Estrella de Panamá , el profesor Diógenes Moreno, uno de los tres candidatos a rector que no fue admitido por el CEU, vinculó a varios miembros del organismo electoral con Luna, alegando que eran funcionarios de bajo rango nombrados por él.

LA TOMA DE POSESIÓN

A las 8:00 a.m. del viernes 14 de noviembre de 2014, el CEU entregó a Luna las credenciales de rector electo por los próximos cinco años.

La alegría entre sus simpatizantes molestaba a los detractores, algunos visibles en el cuerpo docente.

Tres días después, el lunes 17 de noviembre, siguiendo el calendario de elecciones, Luna acudió a la Dirección de Recursos Humanos de la universidad para tomar posesión del cargo como rector, en las primeras elecciones efectuadas desde la creación de la institución en 2005.

El Consejo Superior le puso pausa a sus intenciones: se le informó que no podían tramitarse sus documentos.

Ese mismo 17 de noviembre, ese Consejo, presidido por la ministra de Educación Marcela Paredes, informó que Luna sería separado provisionalmente del cargo y que se llamaría a nuevas elecciones.

Mediante un comunicado, el ente manifestó que las nuevas votaciones se darían ‘cuando se definan las condiciones para un proceso electoral participativo, transparente y con garantías'.

Posteriormente, el 22 de noviembre, Luna presentó ante la Corte Suprema de Justicia un recurso de amparo de garantías constitucionales contra la resolución que impidió que tomara posesión.

LLEGA BILLARD

Fernanda Billard, quien labora desde 2006 en la Umip, fue designada ‘rectora encargada' a partir del 14 de noviembre de 2014, por el Consejo Superior. Es el mismo día que Luna recibió sus documentos como rector electo de los comicios.

Mediante una nota de prensa, se apegan a la Ley Orgánica de la Umip, 81 de 8 de noviembre de 2012, que establece los reemplazos por las ausencias temporales y absolutas del rector.

Billard, ingeniera industrial, al momento de su designación ocupaba el cargo de secretaria general de la Umip, posición dentro del cuerpo de trabajo de Luna.

La rectora interina, desde enero de este año ha recibido una andanada de cuestionamientos de personas que intentan despojarla de su posición por no ser idónea y carecer de trayectoria como docente.

De hecho, el Comité Pro Defensa de la Educación y Profesión Marítima, encabezado por el ingeniero Manuel Marino, en enero, marzo y abril pasado, solicitó a estamentos de gobierno de la universidad la remoción de Billard del cargo y a Senacyt que se certifique que es docente investigadora.

Ella ha rechazado las críticas e instado a presentar las respectivas denuncias.

DOS RECTORES

La admisión del amparo de garantías constitucionales puso a la Umip contra la pared: hay dos rectores.

Luna, que representado por su abogado Idelfonso Suira Franco, se basa en que la ley establece que al admitirse el recurso por la Corte suspende todos los actos administrativos de impedimento de toma de posesión.

Hace cinco días, el viernes 29 de mayo, hubo el primer choque por la rectoría. Billard impidió el ingreso de Luna a la oficina de la rectoría. Él estaba en compañía de la notaria segunda Anayansi Jované y dos testigos.

Minutos antes, Fulvia Véliz, directora de Recursos Humanos de la Umip, ya le había firmado a Luna el acta de toma de posesión.

En el lugar estuvo el abogado Luis Cedeño Merel, director Nacional de Asesoría Legal del Ministerio de Educación (Meduca), quien instruyó a la ingeniera a no abandonar la rectoría.

Billard goza del respaldo del Consejo Superior y la ministra Paredes; sin embargo, la función de Cedeño Merel en el Meduca no está vinculada a la Universidad Marítima.

Reunidos en el Meduca, este lunes, los miembros del Consejo anularon el documento de acta de toma de posesión firmado por la directora Véliz.

Según la Resolución No. 005-15 de 1 de junio de 2015, Véliz tenía ‘instrucciones directas' de la rectora interina de ‘no admitir el acta de toma de posesión' hasta tanto se indicara el criterio jurídico o el ‘fallo de fondo' de la Corte.

Para dejar sin efecto el documento, el sustento legal es el artículo 13 de la Ley Orgánica de la Umip que específica las funciones del Consejo Superior. (Ver documento).

‘ESTÁN EN DESACATO'

Personas cercanas al rector Luna hablan de que el Consejo Superior está en ‘desacato' al desatender el mandato de la Corte Suprema.

El conflicto se torna complicado, ya que hay sectores que apoyan y rechazan a Luna, a quien no le han podido probar manipulaciones.

Para hoy se anunciaron algunas acciones de protesta a favor de Luna.

La institución tiene mil estudiantes, 120 docentes y 120 administrativos.

==========

RECTOR

Un puesto que paga $7 mil mensuales

El rector de la Umip devenga un salario, sumando gastos de representación, de $7 mil mensuales.

Hasta noviembre del año pasado eran solo $6 mil, pero la rectora interina Fernanda Billard gestionó un incremento de $1,000 y equiparó el sueldo al que gana un ministro de Estado.

Además, el rector manejará un presupuesto global de $8.5 millones.

La Umip es la quinta universidad estatal de Panamá, creada en 2005 con la Ley 40 y nacida de la Escuela Náutica de Panamá.

El primer rector fue el capitán Orlando Allard, quien renunció. Víctor Luna quedó de rector de 2008 a 2009, ya que la ley decía que el decano más antiguo debía ocupar el puesto.

El Consejo Superior nombró a Luis Ramón Fábrega el 28 de julio de 2009 como rector y éste colocó a Luna como vicerrector académico. Fábrega fue designado magistrado de la Corte el 29 de noviembre de 2011 por el Ejecutivo. A finales de diciembre de ese año regresó Luna al mando hasta el 17 de noviembre pasado, que informaron de su ‘separación provisional del cargo'.