La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Nacional

Mala praxis médica: cuando la medicina se convierte en un problema de salud

Las quejas sobre las malas prácticas de médicos son frecuentes y la Asamblea ha discutido iniciativas sobre el tema sin mayor éxito. Un médico y una activista de derechos humanos plantean sus puntos de vista

Mala praxis médica: cuando la medicina se convierte en un problema de salud

La mala praxis médica no solo implica lo que hace o deja de hacer un médico, sino también a otros responsables, como las instituciones del Estado

¿Cómo define usted la mala praxis médica?

Domingo Moreno. Médico. Es ginecólogo obstetra. Es dirigente de la Comisión Médica Negociadora Nacional e integra la Comisión de Alto Nivel que analiza el sistema de salud.

El término de la mala praxis médica está relacionado con una serie de procedimientos que realiza una persona experta en determinada área de la medicina para beneficio de una persona; es decir, que yo tengo conocimiento de tratamiento, de medicamentos para poder ofrecer el mejor servicio al cliente, que demanda en un momento determinado. Ese conocimiento tiene que ser completo para ofrecer un buen servicio. Cuando yo práctico el desconocimiento, cuando no hago lo que tengo que hacer o cuando me excedo en lo que tengo que hacer, o no sigo los procedimientos quirúrgicos o administrativos, entonces mi conducta puede considerarse como mala praxis.

¿Considera que se debe legislar o no sobre la mala praxis médica?

Tenemos que reconocer que la mala praxis médica existe y por eso el Código Civil y el Código Penal la contempla como parte de la normativa del país, entonces legislar contra la mala praxis es muy prudente, pero también nosotros tenemos que saber en qué momento estamos contemplando la mala praxis como una acción exclusiva de una persona o médico y cuándo la responsabilidad es de otros, incluyendo las instituciones del Estado cuando se da un caso de mala praxis. Es muy importante definir cuándo la medicina, que no es una ciencia exacta y perfecta, es responsable de las complicaciones del paciente, pero existen cirugías con consecuencias inherentes al procedimiento que no involucran al médico.

Diversos proyectos sobre el tema, que contemplan pena de cárcel, se han presentado ante la Asamblea Nacional. ¿Considera que debe existir responsabilidad penal por la mala praxis médica?

Yo pienso que sí debe existir responsabilidad penal por la mala praxis; de hecho, y como te expliqué, está en el Código Penal, por lo que es parte de las leyes del país.

La iniciativa ha tenido el rechazo de algunos médicos. ¿Cuál es su análisis?

Lo que pasa es que el paciente que siente o un familiar que percibe que hubo mala praxis, lo primero que hace es juzgar a determinado médico o al hospital ante los medios de comunicación, sin que haya mediado el debido proceso. Como está dentro de las leyes, se requiere toda la información y que se solicite una investigación al Ministerio Público y que haya fiscales idóneos, con conocimiento, para recabar toda la información y que el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses analicen la información que recolectó el fiscal y hagan un pronunciamiento sobre si hubo o no mala praxis para ir a un juicio final. Esto no ocurre, lo que está ocurriendo actualmente es que, como escuché a una persona esta semana, mi mamá falleció de una operación porque le habían quitado un aparato, esto hay que analizarlo porque no puedo pensar que hay mala praxis porque un familiar dice tal o cual cosa, debe haber un peritaje para hablar de mala praxis.

En términos generales, ¿cómo analiza el servicio médico en el país?

Tenemos grandes deficiencias. En la Comisión de Alto Nivel (creada para analizar el sistema de salud) analizamos todos los días las grandes deficiencias que existen en materia de medicamentos, instrumentos, recursos humanos, la distribución de los hospitales del país que enfrentan problemas de infraestructuras, tecnología, es decir, no tenemos un sistema de salud en las mejores condiciones. Eso sí, estamos trabajando para transformar el sistema para el beneficio de los pacientes, pero también tenemos que saber que no podemos estar pensando que el sistema es para curar pacientes, también tenemos que prevenir, lo que implica promover buenos hábitos de salud para evitar que las personas se enfermen.

La mala praxis médica es un enfoque errado, es más adecuado hablar de mala praxis en salud y la definimos como las acciones del personal y las instituciones

¿Cómo define usted la mala praxis médica?

Mariela Arce. Activista de derechos humanos. Es la presidenta de la Cinta Chocolate 30 de Abril.

La 'mala praxis médica' es un enfoque errado, es más adecuado hablar de mala praxis en salud. Esta última la definimos como las acciones de atención de salud realizadas por el personal, las instituciones, establecimientos y servicios de salud con negligencia, impericia, imprudencia, o incumplimiento de normas técnicas o administrativas de atención de salud establecidas en las leyes, políticas, principios, normas, reglamentos, procesos, protocolos, procedimientos, acciones, actividades y tareas, así como guías y fichas técnicas de salud vigentes en nuestro país o, en su ausencia, normas reconocidas y aceptadas por la comunidad médica nacional e internacional o la Lex artis medicae. Las acciones administrativas del personal administrativo del sector salud que cumplen con estas definiciones debe considerarse como mala praxis en salud.

¿Considera que se debe legislar o no sobre la mala praxis médica?

Repito, nuestro trabajo de años es en relación a legislar sobre la mala praxis en los servicios de salud desde un enfoque de seguridad del paciente y humanización del sistema. Es importante hacerlo dados los altos niveles de daños y riesgos que padece nuestro sistema de salud en Panamá, hay ejemplos claros y contundentes de esta necesidad: los sobrerradiados, los del dietilenglicol, las muertes de neonatos por heparina y los miles de casos que se asoman de vez en cuando por los medios de comunicación. Nuestro país necesita la tipificación del delito de mala praxis para parar la impunidad y el sufrimiento del pueblo panameño.

Diversos proyectos sobre el tema, que contemplan pena de cárcel, se han presentado ante la Asamblea Nacional. ¿Considera que debe existir responsabilidad penal por la mala praxis médica?

El anteproyecto de ley 174, que establece la humanización de la salud, la seguridad de pacientes y adiciona artículos al Código Penal, es la tercera versión de esta propuesta de ley trabajada por un equipo interdisciplinario desde el 2016. Actualmente existe responsabilidad penal por mala praxis, pero está bajo una figura genérica de homicidio culposo y lesiones personales. Este tratamiento genérico en casos de un campo especializado como el de salud, hace que estos procesos tomen un camino burocrático, confuso, sin jueces ni fiscales expertos en temas de salud, costoso en dinero y tiempo para las víctimas, lo que afecta la capacidad de las víctimas de hacer la denuncia y llevar a término este tipo de asuntos y también ponen en riesgo a las personas denunciadas pues se exponen a discresionalidades de juicio de personal no especializado en este campo tan complejo. No todo es mala praxis y debemos ser responsables al hablar de este problema.

La iniciativa ha tenido el rechazo de algunos médicos. ¿Cuál es su análisis?

Creo que hay diversos motivos por los cuales algunos profesionales de la salud la temen. Primero, hay un círculo de dirigentes muy identificados por su forma de liderazgo tradicional, que han usado esta propuesta de ley para politiquear y generar un escenario donde ellos sacan rédito político ante su gremio. Para esto han desinformado, satanizado y sembrado prejuicios y miedos en sus colegas. Segundo, cuando las personas leen la propuesta de Ley se dan cuenta de inmediato de que no es una Ley en contra del gremio médico; segundo, también se dan cuenta de que en ella se define claramente el marco de aplicación dando certeza de no confusión con otras situaciones que se pueden dar en la prestación del servicio; tercero, se incluye la mala praxis de funcionarios administrativos; se propone un mecanismo de mediación para no judicializar la relación médico-paciente, entre otras muchas bondades de esta propuesta. Pero lo más importante es que siempre hemos pedido sentarnos a trabajar para mejorar esta propuesta y nunca estos señores, que se creen dueños de todos los servidores de la salud, lo han permitido. Ellos son parte de este problema, pues no hacen ni dejan hacer en relación a la mala praxis en salud, solo proponen cambios a largo plazo que implica el trabajo de varios gobiernos y de varias generaciones de servidores de la salud, pero mientras, el pueblo sigue sufriendo. Para nosotros no se pueden hacer transformaciones reales si no empezamos hoy.

En términos generales, ¿cómo analiza el servicio médico en el país?

En crisis, está colapsado, ineficiente, tiene mafias enquistadas que no permiten hacer los cambios para realmente hacer de la salud un derecho humano protegido por el Estado panameño. Solo la ciudadanía organizada y los servidores de salud con ética y compromiso con su labor, podemos hacer los cambios, pues hasta ahora no se ve ninguna voluntad política de las autoridades.