Temas Especiales

02 de Jun de 2020

Nacional

Maternidad del Complejo de la CSS solo ha atendido a dos mujeres con COVID-19

El hijo de la madre con COVID-19 positivo salió negativo en su segunda prueba

Maternidad
De marzo a la fecha en el Complejo de la CSS han atendido 260 partos, el 55% de los nacimientos masculinos y un 45% femenino.Pixabay

Hasta el momento, el personal de sala de ginecontetricia del Complejo Hospitalario Doctor Arnulfo Arias Madrid de la Caja de Seguro Social (CSS) ha atendido el parto de dos mujeres infectadas con COVID-19 cuyos bebes no presentan contagio pese a que inicialmente habían informado que uno de los niños dio positivo a la prueba. 

En una entrevista vía telefónica con La Estrella de Panamá el jefe de la División de Ginecontetricia del Complejo, Jorge Ng Chinkee explicó que el hijo de una de las dos madres positivas con COVID-19, inicialmente, dio positivo, pero en una segunda muestra el Instituto Conmemorativo Gorgas informó que el resultado fue negativo, con lo que han determinado que hubo una contaminación al momento de la primera toma de muestra.

"Hemos atendido a un total de siete mujeres embarazadas positivas con COVID-19, solo dos de ellas han dado a luz, llevando un embarazo a termino o con más de 37 semanas, el resto son madres que están en el primer y segundo trimestre de la gestación a las que se le da seguimiento por las fiebres que pueden presentarse", aclaró Ng Chinkee.

La situación no ha pasado a mayores, ni se ha propagado el virus, debido a que el 50% de las atenciones están siendo redireccionadas a otros hospitales de la CSS, como el Irma De Lourdes Tzanetatos, en la 24 de diciembre. "Nosotros estamos atendiendo los casos con algún grado de complejidad, el resto de las muejeres va a otros hospitales, para evitar las concentraciones y posibles contagios", puntualizó.

Normalmente, el Complejo atiende por mes de 400 a 420 partos; sin embargo, con la Emergencia Sanitaria Nacional de marzo a la fecha a atendido solo 260 partos; donde el 55% de los recién nacidos son masculinos y el 45% restante del sexo femenino. 

"Una mujer que haya dado a luz y sea positiva con COVID-19 puede amamantar a su bebe sin temor alguno, la lactancia debe darse normal, pero en ese momento ella debe utilizar una mascarilla, para proteger al bebe y una vez haya finalizado debe mantener al recién nacido a una distancia de dos metros", explicó el jefe de jefe de la División de Ginecontetricia del Complejo de la CSS.

"Las otras cinco mujeres que hemos atendido con COVID-19 están en su primer y segundo trimestre, por lo que les hemos informado que deben mantenerse aislada, para no contaminar al resto de su familia. Allí (en esos trimestres) el riesgo o amenaza es que se registre un parto a pre-termino, lo que conllevaría a que al nacer al bebe se le deba dar asistencia neonatal, pues aún no está a término y conllevaría las complicaciones propias de esa situación". 

No obstante aclaró el doctor que "las fiebres en cualquier embarazo son siempre un riesgo, por lo que la paciente debe acudir a su médico de forma inmediata, para buscar el origen de la fiebre. Durante el embarazo las fiebres son comunes por infecciones urinarias y respiratorias".  "Una fiebre muy alta puede provocar que el feto muera en el vientre de la madre, allí radica la importancia de buscar atención médica una vez está se registre", puntualizó Ng Chinkee.

"Lo que hemos visto hasta el momento es que las madres no contagian sus hijos de forma vertical, es decir, que se registre en el embarazo por ello es importantes que estas mujeres infectadas con COVID-19 lleven un buen control prenatal".

Una vez dado el nacimiento siempre que la madre mantenga las medidas básica de higiene, utilice mascarilla al momento de la lactancia del recién nacido y mantenga el bebe a dos metros de distancia aunque estén en la misma habitación, no deberían registrarse mayores problemas", afirmó el galeno.