Temas Especiales

17 de Jun de 2021

Nacional

La SPIA advierte riesgos para ciclistas de aprobarse ley que les permite uso de calzada utilizadas por vehículos a motor

Ante la eliminación del requerimiento de la licencia para los ciclistas, Chanis asegura esta es imprescindible para andar por las calzadas

ciclistas
Según la SPIA en el proyecto no hay aportes técnicos significativos para que los ciclistas sean considerados y respetados como elemento importante e integral de la movilidad urbana.Cedida

La Sociedad Panameña de Ingenieros y Arquitectos (SPIA), expresó su preocupación ante la reciente aprobación en la Asamblea Nacional del proyecto de Ley 464 que modifica la Ley de 13 de noviembre de 2017, que incorpora a los ciclistas al uso de calzadas de rodadura utilizadas actualmente por vehículos a motor, y que está en espera de sanción por el Órgano Ejecutivo.

La SPIA aclaró que la solicitud hecha al Presidente de la República Laurentino Cortizo, para que se vete este proyecto, obedece precisamente a la ausencia de aportes técnicos significativos para que los ciclistas sean considerados y respetados como elemento importante e integral de la movilidad urbana.

"Nuestro principal interés es la seguridad de los peatones y ciclistas. Sostenemos como gremio preocupado por la seguridad humana en todos los ámbitos de la actividad económica del país, que los planes e iniciativas propuestas para su reglamentación a través de una Ley de la República deberán considerar la coordinación e integración de los aportes de la sociedad civil", advirtió el presidente de la SPIA, Rodrigo A. Chanis T.

Entres los aspectos que preocupan a la organización están el artículo 6-C incluye vías de mayor jerarquía vial, eso impone a la calzada velocidades de 60km/h y más, cuando dice: “En las calzadas donde hay dos carriles de circulación o más, la bicicleta podrá transitar por el centro del carril derecho cuando lo haga solo, u ocupar todo el carril cuando lo hagan en grupos de dos o más bicicletas…”

También les preocupa el aumento de carriles en las calzadas, el cual lleva implícito mayor jerarquía vial y ésta a su vez, implica velocidades altas poniendo en peligro la vida de los ciclistas.

De igual manera, la SPIA plantea que varios estudios internacionales sostienen que las probabilidades de un peatón o un ciclista de morir en un siniestro vial, aumentan con la velocidad del impacto con un vehículo. Es un error considerar que todos los ciclistas tienen la misma capacidad física, hay desde niños hasta personas mayores (no todos son deportistas).

Señalan además que el artículo 6-F elimina el requerimiento de licencia. "La licencia y el conocimiento que da ésta de la calzada y de los vehículos que transitan por ella y todas sus reglamentaciones, son imprescindibles para andar en bicicleta por las calzadas, recordando que no todos tienen autos, por lo tanto, no hay garantías, sin la licencia, de que conozcan las reglamentaciones de tránsito", advierte la organización.

"Aprovecho esta coyuntura para extenderle una invitación a todos los interesados, para que juntos elevemos propuestas robustas y consistentes con la realidad que hoy vivimos en materia de movilidad urbana y en la cual el eslabón más débil es el gremio ciclista que ha perdido espacios y derechos que deben ser revertidos", indicó Chanis.