Temas Especiales

02 de Mar de 2021

Política

Balbina y el porqué de Navarro

PANAMÁ. La noche del martes René Orillac, presidente del Partido Popular, y Joaquín Franco, presidente del Partido Liberal, invitaron a...

PANAMÁ. La noche del martes René Orillac, presidente del Partido Popular, y Joaquín Franco, presidente del Partido Liberal, invitaron al alcalde Juan Carlos Navarro a cenar en el Club Unión. Allí le plantearon la necesidad de que fuese el candidato a vicepresidente de la perredista Balbina Herrera. Navarro les dijo que la decisión estaba en manos de Herrera, porque él hacía lo que tuviera que hacer por el Partido Revolucionario Democrático (PRD).

Ayer en la mañana, Herrera llamó a Navarro y lo invitó a una reunión privada. Luego, ambos abordaron un avión rumbo a Bocas del Toro y allá soltó la bomba: Navarro será mi vicepresidente.

La noticia corrió como pólvora y sorprendió a todos en el mundo político. Incluso a los propios miembros del PRD. Sin embargo, el consenso de todos es que Navarro le consolida la unidad del PRD, algo que no había podido hacer Herrera desde que ganó la candidatura presidencial el 7 de septiembre pasado. Pero otros dos aspectos también quedaron en el tintero: que la movida de Herrera fue producto de la “desesperación” y que tiene que ver con un cambio estratégico de la campaña de Herrera que incluye un distanciamiento del gobierno del presidente Martín Torrijos.

EL FACTOR ENCUESTA

En noviembre dos encuestas políticas han salido a la luz: Ipsos y Dichter & Neira. Ambas le dan una ventaja porcentual a Ricardo Martinelli, el candidato del opositor Cambio Democrático, destronando a Herrera de las preferencias electorales. Aunado a ello, Navarro responsabilizó a Torrijos de una eventual derrota del PRD en las elecciones de 2009 por el problema de la seguridad en el país. Navarro también le dio un plazo a Herrera hasta el 1 de diciembre para que decidiera si él iba a ser su vicepresidente.

La baja en las encuestas obligó a tomar la decisión de Herrera, confió una fuente del PRD a La Estrella. Lo que no pudo asegurar la fuente es si esta decisión se tomó a espaldas o con el aval del presidente Torrijos.

Otra fuente que también habló bajo la condición de no revelar su nombre dijo que “sin lugar a dudas aquí lo que va a haber es un distanciamiento del gobierno de Torrijos”. Y dijo más. “Es que si Balbina quiere ganar tiene que hacer eso”.

Y es que Herrera ha tenido que replantear su estrategia y “tragar sapos” al aceptar a Navarro como fórmula. Atrás quedó su aspiración de sacar a su vicepresidente de una lista de 20 jóvenes y exitosos empresarios para que la acompañaran en su candidatura presidencial.