02 de Oct de 2022

Política

Una procuradora a paso de tortuga

PANAMÁ. ¿Qué hubiera pasado con el caso de las donaciones de campaña de Murcia si Panamá no tuviera procuradora? Quizá, exactamente lo ...

PANAMÁ. ¿Qué hubiera pasado con el caso de las donaciones de campaña de Murcia si Panamá no tuviera procuradora? Quizá, exactamente lo mismo que pasó. Nada. Tres días atrás, en un acto que pareció parte de una comedia de bajo presupuesto, la procuradora de la Nación, Ana Matilde Gómez le comunicó al país que en el caso de las donaciones, los candidatos no demostraban delito. Que no se podía investigar. Que no había qué hacer. Hasta que la realidad estalló en la página principal de los diarios y la procuradora comenzó a correr detrás de las noticias. Como si los periodistas tuviesen más recursos que el Ministerio Público. ¿O es un problema de voluntad?

LENTITUD

Desde las declaraciones de Murcia en la cárcel de La Picota de Bogotá han transcurrido 45 días. En este tiempo ha pasado de todo. Hubo testigos claves como Ernesto Chong que aún teniendo una medida cautelar de casa por cárcel viajó a Miami como un turista normal. La Procuraduría se enteró de su viaje por los medios de comunicación. Ayer, cuando la ola Murcia logró un nuevo momento de esplendor, le pusieron una fianza de excarcelación de cuatro millones de dólares, la más alta en la historia de Panamá. En estos meses también se comprobó que el SPI sí custodió a Murcia. Cuando salió la noticia, el país se conmocionó. A la procuradora no se le movió un pelo: lo sabía desde hacía cinco meses.

“ALGUIEN ESTÁ MINTIENDO”

El mismo ex presidente de la República Ernesto Pérez Balladares manifestó que en torno al “Murciagate” hay muchas contradicciones. Pérez Balladares incluso comentó la portada de La Estrella del 15 de abril donde se revelaba que la procuradora festejó su cumpleaños -5 de noviembre- con su familia en una suite vecina a la de Murcia en el Sheraton. Ella pensó que había allí algún ministro porque los custodios eran SPI. Cuando Murcia fue detenido sus custodios le avisaron que era su vecino del Sheraton. La procuradora, lo dijo, le avisó entonces al gobierno que los SPI custodiaban a Murcia.

En marzo de este año, y luego de negarlo varias veces, el gobierno de Torrijos aceptó que lo publicado por los medios era cierto. Que Murcia tenía custodia oficial. Dijeron que se habían enterado del affaire SPI por una carta que Moscoso le escribió a Torrijos en esos días. Gómez, quien había avisado cinco meses antes, se ocupó de mantener la boca cerrada. “Aquí sí hay muchos problemas que deben ser aclarados. Alguien tiene que estar mintiendo. O la procuradora o el gobierno. Es un tema muy sensible”, sentenció el ex presidente Balladares antes de sentarse a comer paella.

UN PROCESO IRREGULAR

Pero no se trata sólo de saber quién miente. Hay otras preguntas que surgen. Si Gómez se enteró de esta irregularidad ¿por qué no inició una investigación de oficio?, además ¿Por qué cuando el gobierno desmintió las declaraciones de Murcia al respecto, la procuradora no aclaró el hecho diciendo que ella había avisado? ¿Es tan fluída la comunicación entre dos poderes que, según dice la Constitución, deben ser independientes uno de otro?

En el camino siguen quedando más dudas. Esta semana Gómez anunció que ni los candidatos presidenciales Balbina Herrera y Ricardo Martinelli, ni Roberto Velásquez serían investigados por el Ministerio Público a raíz de las donaciones de David Murcia Guzmán.

El abogado Guillermo Cochez cuestionó al Ministerio Público, pues sólo han llamado a tomarle indagatoria a los agentes del SPI, luego de sus declaraciones periodísticas. “Hay selectividad en las investigaciones”, analizó el abogado en Debate Abierto.

Alex Ventura, lo mismo: sólo fue requerido por el Ministerio Público ayer, luego de hablar en los diarios. La Estrella había revelado la existencia de esa reunión el 19 de marzo. Allí se decía que Ventura había estado presente. ¿Era necesario esperar casi un mes? ¿Querían escuchar lo que tenía para decir? "Yo estoy dispuesto a colaborar si el Ministerio Público está dispuesto a investigar”, le dijo Ventura con ironía a La Estrella dejando ver que la Procuraduría no mostraba voluntad para avanzar en el caso.

Recién ayer la procuradora llegó a los medios pidiendo información sobre las cuñas para analizar las inversiones de campaña. A paso de tortuga, la investigación comienza a despertar.