Temas Especiales

07 de Mar de 2021

Política

Ordinariato está en la Asamblea

PANAMÁ. El canciller de la República, Juan Carlos Varela, reveló que el gobierno, tiene en agenda la instalación de un Ordinariato Castr...

PANAMÁ. El canciller de la República, Juan Carlos Varela, reveló que el gobierno, tiene en agenda la instalación de un Ordinariato Castrense en el país, y que ya el proyecto está en la Asamblea Nacional para su aprobación.

Aunque Varela dijo no entender por qué se habla de un obispado militar, si en Panamá no hay Ejército. Explicó que con la habilitación de esta sede se busca tener una fuerza espiritual que coadyuve a la fuerza pública a enfrentar una lucha desigual contra el narcotráfico.

Según el canciller este fue un compromiso que adquirió el ex presidente Martín Torrijos con la Santa Sede y luego no tuvo la valentía para enfrentar el tema y ratificarlo.

Frente a esto, Varela dijo que un país debe honrar la palabra de sus mandatarios y los gobiernos no pueden estar jugando con la gente, por lo que el actual gobierno cumplirá con el compromiso.

“NO TIENE SENTIDO”

El político Menalco Solís, se opone ferréamente a esta iniciativa, porque asegura que esto no tiene sentido, debido a que Panamá no cuenta con Ejército.

“Esto es como una semilla que se va sembrando y a través del tiempo va germinando y va a terminar dentro de 10 ó 20 como terminó el régimen pasado”, afirmó.

Solís dice que debe haber una oposición de parte de los diputados y deben rechazar este acuerdo que va contra la filosofía e indiosincracia del panameño.

Manifestó que no encuentra una explicación de él porque los militares o polícias necesitan una organización de la Iglesia Católica especial para ellos. Agrega que el policía que necesite consuelo espiritual puede ir a su parroquia y buscar la ayuda que necesite.

Dijo que organizar algo castrense en Panamá no tiene sentido cuando se luchó tanto contra el militarismo y reiteró que esta es la semilla que a la larga va a germinar en una Fuerza de Defensa.

A su juicio, él no ve ningún beneficio a la instalación de un Ordinariato Castrense en Panamá, asegura que con esto el gobierno se está obligando a sufragar todos los gastos, los pagos de los curas y demás. No hay ninguna obligación hasta que la Asamblea lo ratifique.

Por su parte, Jorge Gamboa Arosemena, uno de los miembros de la Cruzada Civilista, comparte la opinión de Solís de que no hay ningún sentido para el establecimiento de un Ordinariato Castrense. Asegura que si el presidente Martinelli aprueba en concordato con el Vaticano el Ordinariato Castrense está siguiendo al igual que el ex presidente Martín Torrijos a la militarización de la fuerza pública.

Expresó que actualmente cada estación de policía y cada región policial está en una diócesis puede brindar el apoyo espiritual a sus miembros sin necesidad de construir una estructura de un ordinariato.

UN MANEJO DE PODER

Gamboa Arosemena sostiene que esto no es más que un manejo administrativo y de poder. “Aquí a la Iglesia Católica hay que llamarle la atención, porque el montarse en ese tipo de acciones de hacer estructuras administrativas de una diócesis llamada Ordinariato es para ellos tener más poder”, agregó.

“Lastimosamente están traficando poder con los gobiernos en este caso con el de Panamá, y Martinelli tiene la misión de remilitarizar la fuerza pública”.