Temas Especiales

06 de Apr de 2020

Política

Solís: ‘los independientes no podemos pelear solos’

PANAMÁ. La apuesta en el PRD por la candidatura vicepresidencial —que ya era un secreto a voces— ayer fue develada. Juan Carlos Navarro ...

PANAMÁ. La apuesta en el PRD por la candidatura vicepresidencial —que ya era un secreto a voces— ayer fue develada. Juan Carlos Navarro lo hizo en un momento político en que la ola de transfuguismo no cesa, las encuestas lo ubican de segundo y mientras el llamado de unidad se reduce solo a eso. A un eco que se desvanece antes de llegar a las bases.

El ungido resultó ser Gerardo Solís, el exmagistrado del Tribunal Electoral (TE) que fustigó al gobierno de Ricardo Martinelli. El aguerrido abogado y exfiscal electoral que encabezó la lista por las candidatura presidencial independiente (luego de haber recopilado 36 mil 957 firmas), llegó ayer a la sede del partido de Omar junto a su esposa e hijos y su padre, a recibir la candidatura partidista.

Solís, la última pieza de la nómina opositora que se bautizó como ‘nuevo Panamá’, aseguró estar hecho de la ‘misma fibra’ que Navarro, y negó que su decisión sea una contrariedad a ser independiente. ‘Es la mejor propuesta para ganarle a la corrupción’.

‘Los independientes no podemos pelear solos, necesitamos de los partidos’, aseguró un Solís que días antes prometía echar abajo el paradigma de la necesidad de los partidos ‘para movilizar gente y cuidar el voto’.

Su discurso subió de tono y evocó suspiros de un aforo perredista que parecía exigir a gritos declararle la guerra al gobierno. Política, por cierto. ‘Tenemos todo lo que se necesita para ganar, esta cruzada es cívico-partidista... vamos a defender la democracia porque Martinelli ha torcido todas las ideas de los próceres’, planteó antes de tomarse de las manos con Navarro y empuñar, juntos, al cielo de verano que hizo ayer.

EL DISCURSO DE BARRICADA

Quien hubiese escuchado por primera vez a Solís pensaría que estaba viendo a un perredista de pura cepa.

Dice que decidió abandonar sus aspiraciones por la libre postulación porque ‘el PRD es el partido más grande, más organizado y con mejor estructura política’.

Aun así, prefirió no apuntarle al panameñismo, el clásico detractor perredista.

‘José Domingo Arias es un perfecto desconocido que no tiene experiencia para ser presidente, no tiene liderazgo, no tienen carácter’.

Como todo buen político llegó con un saco de promesas. Regresará la escuela de cuadros, y en sí la unificación de un PRD. Aseguró que de llegar a ganar iniciará una nueva era judicial, un Ministerio Público ‘que va a perseguir a Ricardo Martinelli; y un Órgano Judicial que lo va a castigar’.

LA ADVERTENCIA PARA MARTINELLI

Bajo esta premisa, Solís —de manera directa, enérgica, apasionate y desafiante— advirtió: ‘Ricardo Martinelli, la suma de tus miedos están aquí hoy. Óyeme bien, tu peor pesadilla está comenzando... de que te vas, te vas’ y calificó al mandatario como ‘un dictador civil, el primer traidor de la democracia del siglo XXI’.

Su discurso enamoró a la masa perredista y robó la atención de la opinión pública, pero para los analistas es un arma de doble filo. Como todo en la política, al entrar Solís a esta contienda de la mano Navarro, ambos ganan algunas batallas pero también pierden.

Navarro, por un lado, los votos que Solís consiguió cuando formalizó su candidatura independiente, y que, seguramente, no hallaría en una figura del PRD.

El investigador Jaime Porcell no duda que el exmagistrado del TE es un orador que tiene algo de experiencia política y que se estrenó en esta contienda electoral con un discurso de barricada, ese que elevará la temperatura de la campaña.

Mario Rognoni cree también que el PRD necesitaba un discurso como el de Solís, combatiente, pues el de Navarro es bastante conciliador. Pero a la vez dice que Solís pierde la confianza de mucha gente que aportó su firma para catapultarlo a la libre postulación.

REACCIONES Y TUIT

En el panameñismo la percepción de la fórmula Navarro-Solís es que busca llevar al país ‘a los días del viejo PRD de Ernesto Pérez Balladares, controlada por los mismos intereses’.

En el Frenadeso creen que ‘Solís resultó ser otro fraude’.

El presidente Martinelli, en Twitter, escribió: ‘En política todos los bultos se atraen como magneto...’ y les deseó suerte.

De cualquier forma como se mire, parece que a Solís no le importa.

Él esta convencido de que Navarro tiene la mejor agenda social para ganar las elecciones. Por eso dejó ver que ya se subió al tren político dispuesto a ir hasta el fin, el que ayer, al final de su discurso, ubicó como la victoria.