Temas Especiales

15 de Jan de 2021

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Por el cambio para la Universidad

Señor presidente, la Universidad de Panamá también necesita un letrero que diga “Propiedad del Estado. No feudo de rectores”. En el acto...

Señor presidente, la Universidad de Panamá también necesita un letrero que diga “Propiedad del Estado. No feudo de rectores”. En el acto inaugural de la Universidad de Panamá, 7 de octubre de 1935, el Dr. Octavio Méndez Pereira, de modo sabio, consignó que “el interés de la ciencia y el interés de la Patria deben sumarse al alma de cada uno de nosotros”. Se colige, entonces, que quien no sume a su alma estos dos intereses (el de la ciencia y el de la Patria) se aparta de una “conciencia patriótica”. ¿De qué manera se aplica esto hoy al recinto universitario? Veamoslo.

1. La piedra angular de la filosofía del rector Gustavo García es: “en ocasiones se obtiene más lamiendo que mordiendo” (palabras del rector Gustavo García en su segunda toma de posesión como rector). Y tal manera de pensar, producto de su modo de vida, dimensiona su actitud, actitud impropia de un rector.

El comportamiento del rector, al combatir toda crítica que se le haga, afecta el ejercicio del conocimiento y del conocimiento científico, del cual la crítica es un elemento esencial. Por tanto ni el rector, ni sus seguidores, como tampoco el pueblo, se percatan del trascendental daño que el actual rector le hace y le continua haciendo a nuestra Universidad, y por ende a la Nación; pues, ¿de qué manera se va a “formar el recurso humano con pensamiento crítico y conciencia social” , si su máximo representante, producto de su actitud misma, se erige en un obstáculo epistemológico para el proceso cognoscitivo?: “la disciplina de la reflexión, las actitudes de cuestionamiento lógico y sistemático son factores de conocimiento y de actitud que ameritan ser social e institucionalmente constituidos como factores de cambio social” (Martínez, J., 1995).

Decir hoy que la Universidad está secuestrada no es falso, como tampoco lo es que el actual rector “confecciona una universidad a su imagen y semejanza” ( Panamá América , publicación reciente). Así las cosas, ¿resulta difícil entender por qué la otrora conciencia crítica de la Nación “en el abismo del no ser se hundió” ?

2. ¿Cómo maneja el señor rector la Universidad? Ello obedece a una gran corrupción, subastada, entre otras cosas, por el clientelismo político, sobre la que se apacenta las imposiciones del rector. Para muestra dos botones: 1- Está cerca de cumplir 14 años de rectoría, ¿creen que estas ruedas se deben a que ha sido magnífico rector?; 2- De los 14 órganos de gobierno universitarios él preside nueve de ellos, aunado a nombramientos de vicerrectores, secretario general, etc.; y 3- Hay una inmensa lista de irregularidades en la Universidad que han sido enumeradas por los profesores Miguel A. Bernal, Federico Ardila y Mariela Jiménez, entre otros. ¿Qué se ha hecho frente a esto? Investiguen, auditen.

Señor presidente, ¿desea tener un cara a cara con la corrupción? Venga a la Universidad, por aquí se pasea desnuda.

*Docente universitario.jturnerp@yahoo.com