Temas Especiales

23 de Apr de 2021

Reynaldo Núñez Montoto

Columnistas

Debate de aspirantes a la Alcaldía de Arraiján

El también docente, Víctor Godoy y el futbolista Percival Piggott, blandieron su honestidad y honradez como una de sus credenciales para asumir la administración municipal

Recientemente se realizó, en la Extensión Universitaria de la Universidad de Panamá en Arraiján, el debate de aspirantes a la Alcaldía de ese distrito en el que residen más de 300 mil personas. Los temas abordados por los candidatos, la mayoría de ellos identificados con partidos políticos y otros independientes, fueron educación, seguridad, descentralización y planificación urbana. La transparencia fue citada por algunos candidatos como requisito básico para alcanzarlos.

Luego de la apertura protocolar del director de la Extensión Universitaria, Mgter Cenén Aguilar, inició el debate, el Prof. Arturo Amaya, del FAD, quien se identificó como el candidato ‘de las manos limpias' y se comprometió a luchar porque se cumpla la ley que destina el 6 % del presupuesto a la educación, para superar ‘la migaja que recibe hoy día'.

Rollins Rodríguez, representante durante los últimos 15 años por Arraiján cabecera, se regocijó con un informe de Auditoría de la Contraloría que señalaba que en su Junta Comunal todo estaba en orden, lo que se interpretó como una respuesta a intervenciones de otros candidatos que condenaron la corrupción que hizo crisis en el Municipio de Arraiján hasta diciembre pasado.

El también docente, Víctor Godoy y el futbolista Percival Piggott, blandieron su honestidad y honradez como una de sus credenciales para asumir la administración municipal, cualidad esencial que exigen los votantes arraijaneños para los comicios del 5 de mayo, porque aún resienten en carne viva el zarpazo inédito perpetrado contra las arcas municipales que privaron a 300 mil residentes de un merecido desarrollo, con una deuda millonaria, e incertidumbre entre los funcionarios que no cobraban sus salarios completos ni el XIII Mes, sin Seguro Social, y que laboraban en oficinas en condiciones deprimentes.

Militza Palma, Arturo Amaya, Rollins Rodríguez y Percival Iván Berrío, Norma Estrada y Luis Pimentel, coincidieron en que la educación es primordial para el desarrollo de Arraiján, cuestionaron la vigilancia y sugirieron más control policial con apoyo de otros estamentos de seguridad, y vaticinaron acciones para ponerle fin al evidente retraso que presenta Arraiján.

Militza Palma, actual alcaldesa y aspirante, planteó un programa de trabajo que ya comenzó a implementar, que incluye el ordenamiento de las finanzas municipales, la limpieza de las áreas circundantes y pintura de algunos colegios, medidas para evitar el mal uso de las servidumbres públicas, controles rigurosos contra algunas promotoras de vivienda que abusan de compradores asalariados, así como el ordenamiento y saneamiento de áreas que son amenazas latentes contra la salud y la vida.

Palma cerró su intervención resumiendo sus logros en los dos primeros meses de su gestión en la que saneó las finanzas y acabó con el desgreño administrativo. Luego hizo un contundente llamado a sus coterráneos para que no permitan que les vuelvan a robar, asegurando que sí podemos lograr muchas cosas como gestionar trabajo, mejorar las calles y bajar la canasta básica. Selló con la frase clave de su campaña: ‘Los cambios para un mejor Arraiján, van porque van'.

PERIODISTA