Temas Especiales

14 de Jul de 2020

Jorge J. Aparicio Romero

Columnistas

¿Estará Meduca en la cuerda floja este 2020?

Transcurridos ocho meses de Gobierno aumenta la incertidumbre de la población, porque no se vislumbran cambios significativos en comparación a la administración anterior.

Transcurridos ocho meses de Gobierno aumenta la incertidumbre de la población, porque no se vislumbran cambios significativos en comparación a la administración anterior. Para ser más precisos, parece que nos encontramos sumergidos en un “limbo” político y administrativo.

Está por demás señalar que los seis primeros meses de la administración Cortizo han estado rodeados de inseguridad, masacres, falta de empleo, desacuerdos entre otras tantas falencias. Si a estas situaciones le agregamos los dos primeros meses del 2020, tendríamos que incluir, corrupción en los estamentos de seguridad, fuga, destituciones y renuncias de ministros de Estado, etcétera.

Lo cierto es que la prueba de fuego en todos los Gobiernos, la constituye cada año el inicio del periodo escolar, esto debido a la cantidad personas que se ven involucradas en este proceso, más de 800 000 estudiantes en Meduca con sus respectivos acudientes, 47 000 docentes y todo el aparato administrativo que lleva la logística de este, al final estamos hablando de casi 3 000 000 de personas involucradas de manera directa en el periodo escolar, y sigue en aumento.

Analicemos cómo será el inicio de este año escolar, en primer lugar, en la última reunión del 2019, el 10 de diciembre en la mesa bilateral, se llegó a importantes acuerdos, entre ellos el pago del último aumento de 313.20 a los más de 47 000 docentes del país, que sería efectivo a partir de la segunda quincena de abril; retroactivo desde enero de 2020, acordado en la mesa bilateral y ratificado en medios televisivos por la entonces directora de Recursos Humanos de Meduca, Euridice de Pineda; declaración que en ningún momento fue desmentida ni por la ministra ni por el presidente.

También tenemos la situación de la infraestructura escolar, más de 25 escuelas no iniciarán de manera regular el nuevo periodo, según Meduca el 90 % de las escuelas estará listo al inicio del año, pagos pendientes que aún no han sido efectivos, administración deficiente en algunos centros educativos, escándalos de contrataciones directas o la suspensión de estas por actos públicos en donde salen beneficiadas las mismas personas, la falta de una política clara en materia educativa.

El incumplimiento hasta la fecha de 10 de los 12 puntos acordados en la primera reunión con el presidente Laurentino Cortizo el 19 de agosto de 2019, solo dos de esos puntos están siendo revisados, los demás siguen pendientes.

Todas estas situaciones ponen en evidencia que se acerca una gran movilización docente en el país, en gran parte auspiciada por la falta de honestidad de las autoridades educativas.

Es inaceptable que, habiendo existido acuerdos en cuanto al tema del último pago de los aumentos salariales, salgan de la noche a la mañana a cambiar de manera unilateral los compromisos pactados; es más, en la página web del Meduca se contempla la fecha, día y mes, que será retroactivo, en una negociación de “yo con yo”.

Desde mi punto de vista, estos ocho primeros meses han sido experimentos de ensayo y error en todas las entidades del Gobierno y Meduca no ha sido la excepción.

Profesor y activista social.