30 de Sep de 2022

Columnistas

Chile: oportunidades en energías renovables como el hidrógeno verde

Conocido mundialmente como “una larga y angosta faja de tierra entre la cordillera y el mar”, Chile no sólo se ha desarrollado como un gran productor y exportador de cobre, frutas frescas, vinos y salmón como principales exponentes de una larga lista de alimentos, bienes y servicios que son valorados y apetecidos en los principales mercados del mundo.

Conocido mundialmente como “una larga y angosta faja de tierra entre la cordillera y el mar”, Chile no sólo se ha desarrollado como un gran productor y exportador de cobre, frutas frescas, vinos y salmón como principales exponentes de una larga lista de alimentos, bienes y servicios que son valorados y apetecidos en los principales mercados del mundo.

A este posicionamiento, el país del sur ahora agrega una novedosa y cada vez más contingente oferta: las energías renovables no convencionales, elemento fundamental para enfrentar el mayor desafío que tenemos como humanidad: el cambio climático.

Efectivamente, Chile cuenta con un gran potencial para contribuir a la carbononeutralidad a través de la producción y exportación de energías limpias, dentro de las que destaca el Hidrógeno Verde (H2V). Tenemos una riqueza natural inigualable, destacando, por ejemplo, atributos como la mejor radiación solar del planeta y los vientos australes más fuertes. Gracias a estos, nos posicionamos como un actor clave para entregar soluciones energéticas limpias para el futuro.

Estrategia Nacional

En noviembre del año 2020, el Ministerio de Energía dio a conocer la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde. El objetivo de esta es posibilitar el desarrollo de una industria sostenible, que permita limpiar nuestra economía, generar productos con valor compartido y exportar energía limpia al mundo.

En una primera etapa, entre 2020 y 2025, se busca establecer las bases para que esta industria empiece a desarrollar la exportación de este combustible. Se priorizará el despliegue del H2V en seis aplicaciones cerca de mercado y/o que presenten una demanda establecida, concentrada y de gran escala -uso en refinerías, amoniaco doméstico, camiones mineros, camiones pesados de ruta, buses de larga autonomía e inyección en redes de gas (hasta 20%).

Las etapas siguientes (2025-2030) y (2030+) tienen como propósito escalar esta industria para conquistar mercados globales. Las proyecciones estiman que el tamaño de mercado para las exportaciones chilenas al año 2030 será de $2.5 mil millones y a 2050 de $24 mil millones.

Rol de ProChile

ProChile juega un rol fundamental en la implementación de esta estrategia, ya que se involucra directamente en cada una de las etapas: activación y desarrollo y escalamiento para conquistar mercados globales, siempre teniendo como norte convertir a Chile en un actor clave para una nueva economía baja en carbono.

El apoyo de nuestra red, compuesta por 16 oficinas regionales a lo largo de todo el país, sumado a otras 57 oficinas comerciales en los principales mercados del mundo, nos permite agregar valor al potenciar el desarrollo del ecosistema del hidrógeno. A ello sumamos la construcción de capacidades con enfoque local en las regiones más extremas del país.

Además de la participación en ferias y encuentros internacionales dedicados al tema, ProChile ha desplegado una red de coordinadores de H2V en diferentes oficinas comerciales de los principales mercados priorizados para el desarrollo de esta industria con valor compartido. Interesados en más información acceder a https://www.prochile.gob.cl o en el Piso 7 de la Torre B del Edificio Torre de las Américas.

En ProChile sumamos nuestro know-how, inteligencia comercial y conocimiento del ecosistema, para ser un socio estratégico.

Representante Comercial de ProChile en Panamá