• 02/10/2016 02:00

Exceso de sodas en escuelas

El consumo de azúcares simples según nivel educativo se dio en mayor porcentaje en estudiantes de octavo (8vo) grado con un 81 %

Hace unos días recibimos en nuestro despacho la tesis de graduación de un estudiante de la Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá que reveló el consumo excesivo de azúcares en adolescentes entre las edades de 11 y 15 años en tres colegios públicos del distrito de Chepo.

El trabajo en campo se realizó el año pasado y la muestra consistió de 250 estudiantes de séptimo a noveno grado seleccionados aleatoriamente. A través de la Escuela de Nutrición se solicitaron permisos en el Ministerio de Educación (Meduca) para hacer visitas a los quiosco y comedores escolares. Se habló con los directores y encargados de los colegios, se les explicó el propósito del estudio y en cada colegio se seleccionó a un profesor de apoyo para establecer comunicación con los involucrados en el estudio. Se aseguró la confidencialidad de la información de cada estudiante y no se tomó en cuenta la identidad de los participantes.

El estudio midió una sola variable: la cantidad de azúcares simples ingeridos. Igualmente, en concordancia con la información científica disponible, se consideró un consumo bajo de azúcar si es igual o menor a 50 gramos, alto si es entre 51 g y 124 g, y excesivo si es igual o mayor a 125 g. Al analizar los resultados, se observó que 76 % del total de participantes tiene un consumo excesivo de azúcares simples.

El grupo de alimentos que mayor cantidad de azúcares simples aporta a la dieta diaria de los estudiantes es el de bebidas azucaradas. El promedio de azúcares simples ingerido diariamente fue de 193.6 g, el consumo mínimo fue de 41.3 g y el consumo máximo de 461.1 g, sin encontrar diferencias significativas por sexo. Para el grupo bebidas azucaradas, el promedio fue de 127.6 g, el consumo mínimo fue de 19.3 g y el máximo de 317.7 g.

Tanto hombres como mujeres presentan resultados muy similares en cada uno de los tipos de consumo. El mayor consumo de azúcares se da en estudiantes de 13 años con un 90 % marcando un consumo excesivo. Importante mencionar que en todos los grupos de edad y en todas las escuelas, el consumo excesivo de azúcares simples sobrepasa el 65 % del total de participantes. El consumo de azúcares simples según nivel educativo se dio en mayor porcentaje en estudiantes de octavo (8vo) grado con un 81 %.

Se encontró que el 100 % de los participantes toma alguna bebida endulzada con azúcares simples diariamente. Otro aspecto a mencionar es que el 15 % del total de participantes consumen más de cinco bebidas endulzada con azúcares simples diariamente, lo que representa un aproximado de 200g/día de azúcar simple, los cuales aportan 800 kcal/día. Hablando específicamente de la soda, que es la bebida azucarada con azúcares simples más consumida por los estudiantes, se observó que el 92 % toma al menos una bebida de este tipo a la semana.

Desafortunadamente, las empresas embotelladoras no han entendido el daño que causa sus productos en la salud de las personas, peor aún en la de niños y adolescentes. Si bien son grandes corporaciones y empresas multinacionales que generan miles de millones de dólares en ingresos y representan plazas de trabajo para decenas de miles de personas alrededor del mundo, también es cierto que sus productos son considerados el mecanismo perfecto para introducir azúcares simples al cuerpo humano. Está demostrado que las sodas son sustancias que afectan la salud de los consumidores, a pesar del marketing y los dineros invertidos por las empresas embotelladoras para señalar lo contrario. Sus fórmulas químicas contienen cantidades importantes de azúcares, ácido fosfórico, colorantes, cafeína, ácido cítrico y otras sustancias desconocidas que guardan celosamente en bóvedas secretas.

Lo cierto es que la investigación realizada en tres colegios de Chepo deja ver claramente que todos los días un grupo importante de la población panameña, como son los estudiantes adolescentes en pleno desarrollo, está consumiendo en promedio aproximadamente 193.6 g de azúcares simples, es decir 39 cucharaditas de azúcar; de los cuales en promedio 127.6 g provienen de bebidas azucaradas, aproximadamente 25 cucharaditas de azúcar. En otras palabras, el 66 % del consumo de azúcar simple de este grupo de la población es aportado por bebidas endulzadas con azúcar, lo cual no solo debe considerarse un exceso, sino un abuso en el consumo de este tipo de alimentos.

¡Caso cerrado!

*EMPRESARIO, CONSULTOR EN NUTRICIÓN Y ASESOR EN SALUD PÚBLICA.

El presidente José Raúl Mulino celebró la mañana de este jueves 18 de julio su primera conferencia de prensa matutina en el Palacio de Las Garzas. Mulino...

Lo Nuevo
comments powered by Disqus