Temas Especiales

03 de Dec de 2020

Redacción Digital La Estrella

La Llorona

La llorona

Glosas de la realidad política de Panamá.

PA' VIETNAM

El que alista maletas para irse pa' Vietnam es Diego Arango, y un Kosmas ya está tomando clases de mandarín porque se va pa' Asia.

NO TENGO IDEA

Me dicen que Mezquita estaba muy distraido ayer en El Marriot. Los periodistas lo buscaron para pedirle información sobre temas diversos, pero Mezquita seguía caminando y no se paraba y a todo respondía: “¡No tengo ni idea...!”.

PERDIÓ LA BRÚJULA

Los periodistas no se conformaban con la respuesta de Mezquita de “¡No tengo ni idea...!” e insistían cuestionándolo. Hasta que cayeron en cuenta que el ministro estaba perdido, porque no encontraba el elevador. ¡Perdió la brújula!

MI NIÑA

El Marriot fue escenario ayer de una reunión para explicar a los ministros y viceministros cómo funciona PanamaCompra y cómo se desarrollan los diferentes proyectos. Los periodistas fueron testigos cuando Lucy reclamó por qué una de sus niñas va a formar parte del gobierno, pero no en su ministerio. A Lucy voy que se la lleva.

TREMENDO RETO

Tremendo reto el que tiene ahora el profe Cabrera. El Enzapatilla'o quiere que Panamá sea sede en el 2014 de los Juegos Centroamericanos y del Caribe y le pidió en TV al profe Cabrera que lidere ese proyecto. Amanecerá y veremos.

TEMBLADERA

Hay una tembladera con eso de la reapertura del CEMIS. Por lo pronto, un futuro viceministro está viendo cómo hace para que el coletazo no sea tan fuerte por el lado del tío. La vaina es que con el CEMIS caen sirios y troyanos.

PA' FUERA, PA' LA CALLE

Un ex legislador que vive después del puente, no sólo perdió las primarias, sino que ahora su pareja le cantó una canción del Gran Combo: Pa' fuera, pa' la calle. El hombre tuvo que salir huyendo. Si adivinas te regalamos un cupo de taxi.

LA CONTRALORA

Parece que El Enzapatilla'o se decidió por una mujer para reemplazar al Chato Vallarino. Me dicen que este cargo recaerá en Gioconda de Bianchini.

LOS SEIS/SEIS

El Muñeco se cuidó de no caldear los ánimos de ni los fulos ni de los cubanos y en los cinco años de su gobierno se reunió seis veces con el jefe el Tío Sam y seis veces con uno de los dos Castro. Joooo... y que nadie llore