Integración social y económica, la clave para la relevancia internacional

Actualizado
  • 05/02/2024 00:00
Creado
  • 03/02/2024 09:14
El Ministerio de Relaciones Exteriores lanzó su primer ‘White Paper’, en el que se discuten los desafíos de Panamá ante el cambiante panorama global y se brindan soluciones desde adentro

La integración nacional debe ser la meta nacional en los próximos años, a esto es lo que apunta el primer White Paper del Ministerio de Relaciones Exteriores (MIRE), ‘Una Política Exterior para el Panamá 3.0’, para mantener la relevancia nacional y redefinir el país ante sus posibles aliados globales.

“En el mundo actual, marcado por las crisis, queremos dar soluciones en este entorno y mantener esa relevancia en la escena internacional de manera distinta. En ese aspecto es importante hacer referencia a los tres periodos de Panamá (Panamá 1.0, Panamá 2.0 y Panamá 3.0) con el propósito de cerrar el ciclo y hacer un análisis del imperativo geopolítico que tenemos ahorita”, explicó la ministra de relaciones exteriores, Janaina Tewaney Mencomo, durante el lanzamiento de este documento oficial.

Este fue presentado en el Ministerio de Relaciones Exteriores el pasado jueves. El evento contó con la asistencia de diferentes embajadores, ex cancilleres panameños y otras figuras relacionadas al ámbito de la diplomacia en Panamá. Durante el evento la canciller y el público tuvieron la oportunidad de discutir el White Paper así como dar ideas para las próximas ediciones y el seguimiento del mismo durante las próximas administraciones presidenciales.

En ‘Una Política Exterior para el Panamá 3.0’ se plantea a la desigualdad y la falta de conexión entre los diferentes sectores de la población como uno de los más grandes problemas diplomáticos del istmo luego de la readquisición del Canal de Panamá.

“Nuestra obsesión en estos momentos debe ser integrarnos como país, porque a nadie le conviene de ninguna manera tener un país desintegrado. Antes estábamos obsesionados con lograr la soberanía y el objetivo en ese momento era desarrollar a Panamá en base al Canal, unidos”, dijo Tewaney durante la presentación del libro.

La canciller, señaló problemas como la falta de transporte eficaz y rápido entre las provincias, el poco intercambio y desarrollo comercial entre las mismas y falta de representación de los sectores populares y rurales de la población, al haber una centralización de la cultura, comercio, desarrollo y toma de decisiones en la capital.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores está excepcionalmente posicionado para aprovechar estas ventajas y sus conexiones institucionales para catalizar un ciclo virtuoso que finalmente integre al país en un todo coherente. Este proceso requiere una integración no solo social y cultural, sino primordialmente económica, fundamentada en el principio de que todos somos panameños en igual medida. Al hacerlo, podremos incluir a todas las comunidades en un desarrollo económico inclusivo, derribando así la barrera de nuestra ‘sexta frontera’”, es lo que también se explica en el primer White Paper del MIRE.

Actualmente, con su sólida base económica, Panamá no solo experimenta un crecimiento independiente, sino que también posee el potencial de ser un impulsor de prosperidad para la región.

De acuerdo a las conclusiones de este White Paper, varios países cercanos buscan activamente alianzas que fomenten la estabilidad social y política a través del desarrollo económico.

En este escenario, Panamá se destaca como el líder natural en Centroamérica y el Caribe, proporcionando un espacio neutral donde las interacciones pueden prosperar bajo el principio de “un lugar donde todos pueden realizar negocios”.

De hecho, La diversidad cultural de Panamá constituye una ventaja única en el ámbito diplomático. Comunidades vibrantes como los afrodescendientes, chinos, árabes, judíos, indostanes, griegos y españoles enriquecen la nación.

La conexión histórica con la Zona del Canal ha dado lugar a una comunidad estadounidense significativa en Panamá. La interacción de estas diásporas con sus países de origen, así como la presencia de la comunidad panameña en Estados Unidos, especialmente en Nueva York, proporciona una plataforma inigualable para la diplomacia y la colaboración internacional.

Cada una de estas comunidades sirve como un puente que conecta a Panamá con partes esenciales del mundo, convirtiéndose en valiosos instrumentos para la política exterior.

Sin embargo, la canciller panameña menciona que esto no podrá ser posible hasta que exista una unanimidad entre los panameños así como una conexión económica, social y cultural, que hoy por hoy el país carece.

Pensar en políticas que puedan mejorar esta deficiencia y conectar a todos los panameños a pesar de sus diferencias socioculturales podría también potenciar nuevas alianzas extranjeras y mantener la relevancia panameña para los demás países.

De esta manera el istmo podrá mantener y fortalecer la importancia política de Panamá a nivel mundial, es necesario contar con una visión estratégica que alinee los esfuerzos nacionales con intereses geopolíticos similares.

Esto asegurará que el país no solo participe, sino que también ejerza influencia y liderazgo en los escenarios internacionales de naturaleza multilateral.

Janaina Tewaney Moncomo,
Ministra de Relaciones Exteriores.
Nuestra obsesión en estos momentos debe ser integrarnos como país, porque a nadie le conviene de ninguna manera tener un país desintegrado”,

El presidente José Raúl Mulino celebró la mañana de este jueves 18 de julio su primera conferencia de prensa matutina en el Palacio de Las Garzas. Mulino...

Lo Nuevo
comments powered by Disqus