Temas del día

28 de Feb de 2020

Cultura

La papada tiene solución a cualquier edad

La grasa debajo de la barbilla y el cuello fue una de las principales problemáticas para los pacientes

La papada tiene solución a cualquier edad
EFE

Tener doble mentón o la natural papada no es exclusivo de personas de edad avanzada. Este incómodo y antiestético descolgamiento no discrimina sexos, de ahí que la diversidad de personas que quieran eliminarla es muy variada. Razón por la que los tratamientos se diversifican para conseguir un óvalo más definido que quita años en la primera impresión.

Según datos de la Sociedad Americana de Cirugía Dermatológica en 2015, la grasa debajo de la barbilla y el cuello fue una de las principales problemáticas para los pacientes, un 67% reportaron estar preocupados o molestos, explica la doctora Raquel Moreno, esteticista, quien asegura que los efectos secundarios del tratamiento son mínimos.

Asimismo, la doctora Paula Rosso considera que el ácido desoxicólico en la papada es uno de los grandes hitos a nivel estético, una manera de rejuvenecer algunos rostros que tienen desdibujado el óvalo facial. Según el doctor Lajo Plaza, la papada está entre las tres preocupaciones estéticas más frecuentes y siete de cada diez pacientes estarían dispuestos a realizarse un tratamiento.

Tanto él como Rosso señalan que los resultados definitivos se aprecian pasadas un par de semanas y, dependiendo del paciente, ‘se necesitan entre dos y cuatro sesiones', espaciadas en un mes.

Por otro lado, la doctora Inmaculada Canterla recomienda cuidar la piel de zonas como escote y cuello porque se trata de una zona vulnerable donde la piel es más fina.

‘Con la edad se produce una pérdida del ángulo cérvico-mentoniano que implica: un descenso de los tejidos faciales', explica esta doctora, quien añade que por ello se producen pliegues, el desdibujamiento de la zona del borde mandibular, formación de papada o doble mentón, acúmulos de tejido lateral (orejas mandibulares), arrugas horizontales conocidas como anillos de Venus.