La Estrella de Panamá
Panamá,25º

23 de Oct de 2019

Gastronomía

‘Labels of the sea' promueve la diversificación en el consumo de especies

MarViva presentó su nueva campaña de consumo responsable de especies de pescado con el apoyo de cinco cervecerías artesanales

No hay un mejor acompañamiento para el ceviche o para el pescado frito que una cerveza bien fría. Pocos serán los que se atrevan a negarlo. Entonces, ¿por qué no buscar el apoyo de las cervecerías para concienciar sobre el consumo responsable de las especies de nuestros mares?

Por ello, en conjunto con las más importantes casas de cerveza artesanales, como aliados naturales, fueron presentadas las ‘Labels of the sea', o etiquetas del mar que promueven el consumo de cinco especies que se encuentran en la lista verde de la App Guía Semáforo MarViva.

‘Estamos desde hace 16 años en el Pacífico y uno de los pilares del trabajo de la fundación es la campaña de consumo responsable', detalla Magdalena Velásquez, gerente de comunicaciones para Panamá de MarViva, durante la presentación de la campaña que este año se ha destinado a ‘un público distinto, de una forma divertida y atrevida. El mar es recreación y podemos cuidarlo a través del consumo responsable', asegura.

La campaña tomó unos cuatro meses de trabajo con una agencia creativa que estableció el plan: promover a través de las etiquetas de distintas cervezas, una especie que se encuentra fuera de peligro (verde) en la guía semáforo.

‘Invitamos a Casa Bruja, Mulata, Clandestina, La Central y La Murga, y todos dijeron que sí', dice Velásquez sin ocultar el entusiasmo. El artista de cada casa diseñó su etiqueta y ya están a disposición del público.

Casa Bruja promueve el consumo del dorado, una especie migratoria, Clandestina, por su parte, presenta al pámpano, Mulata ofrece la opción de probar el congrio, mientras que Central invita a probar el róbalo y La Murga promueve el consumo del bagre, un pescado poco atractivo a la vista, pero de buen sabor.

La campaña se ha iniciado ya con algunos mensajes a través de las redes sociales, que invitan al consumidor a conocer nuevas especies y a tomar un pequeño riesgo: probar algo diferente.

LOS CERVECEROS

‘Gracias a MarViva por invitarnos a participar en esta iniciativa y permitirnos aportar nuestro grano de arena en la conservación y el consumo consciente de estas especies que va en línea con nuestro principio como cervecería de ser responsables, de ser verdes', destacó Iván San Martín, de Cervecería Clandestina. ‘A penas nos invitaron dijimos que sí y esperamos que la gente participe, consuman las cervezas y esos pescados que no están en peligro de extinción y que mostramos en las etiquetas', agregó.

‘Para nosotros fue interesante el reto, lo mas interesante es que nosotros mismos estamos aprendiendo. Es una información valiosa porque estamos rodeados de agua y hay que proteger las especies en riesgo. Ojalá más cervecerías se unan y que la gente se sume a pensar más en qué estamos consumiendo', dijo Richo Fernández de Casa Bruja.

Andrés de Stefano, de Cervecería La Murga comentó que ‘los que hacemos cerveza artesanal siempre estamos recordándole a todos que deben conciencia de lo que se come y lo que se bebe'. Y es de gran importancia porque ese consumo terminan influyendo en cómo se produce el alimento. ‘La pesca será responsable si el consumidor es responsable. La cerveza artesanal llama también a un consumo responsable, a disfrutar lo que se consume y a no abusar del consumo', resaltó.

‘Nos encantó la idea desde el principio', aseguró Arturo Vallarino, de Cervecería Mulata. Para él, la cerveza artesanal era justo la indicada para hacer este tipo de alianza, ‘Podía haber sido con otras cervezas, pero no hubiese tenido el mismo punch', recalcó.

Para Carlos Castrellón de Cervecería Central, la cerveza artesanal es ‘más que cerveza', es una manera también de apoyar a la comunidad.

¿CUÁNTAS ESPECIES CONOCE?

Annissamyd Del Cid, bióloga de MarViva ofreció a los asistentes información básica de las especies catalogadas en verde de la guía semáforo que serán promovidas por las Labels of the sea.

El pámpano ‘es un pez con sabor similar al mero, tiene un alto contenido de proteínas calcio y vitamina A', informa Del Cid.

Sobre el róbalo, detalla la bióloga que ‘es junto al bacalao, uno de los peces con más bajo contenido de grasa en su carne. Es rico en proteína, fósforo, magnesio y vitamina B3'. Hay seis especies de róbalo, no solo el blanco. Son fáciles de identificar por una línea negra a lo largo del cuerpo.

El dorado, también conocido como mahi mahi es una especie de crecimiento rápido y se reproduce tempranamente, lo que lo hace resiliente a la pesca. A pesar de ello, debe consumirse responsablemente.

El congrio o merluza, aunque semeja una anguila, tiene una ‘carne blanca, deliciosa, baja en calorías y rica en proteína', dice Del Cid. Por último, el bagre o catfish, es el menos popular de este grupo, aunque probablemente lo haya consumido sin darse cuenta. ‘¿ha probado la corvinata?', pregunta la bióloga.

En la presentación se ofreció una degustación de las cinco cervezas artesanales participantes así como de ceviches libres de tiburón, ofrecidos por Luis Gutiérrez, quien a través del restaurante Rompeolas en el Mercado del Marisco y Distribuidora Guticor tiene 12 años de estar ofreciendo ceviches libre de tiburón. Los asistentes a la presentación tuvieron la oportunidad de probar ceviches y cocteles de dorado y de una mezcla de pámpano y lenguado.

Otros cevicheros aliados ofrecen productos libres de tiburón son los de Tío Sam, Ocean Gourmet, Musuco, Ceviches Mario y Tío Caimán.

‘Los cevicheros están dispuestos a preparar sus productos con especies fuera de peligro pero hacen la salvedad de que es el consumidor quien tiene que pedirlo', aseguró Velásquez.

La Fundación MarViva ha promovido por años la diversificación en el consumo de especies, pues la presión está sobre especies como la corvina y el pargo, las más populares y, por ende, las más amenazadas. De allí, la creación de la guía semáforo, que identifica con el color verde todas las especies que se pueden consumir porque sus poblaciones no se encuentran en peligro, en amarillo las que se deben consumir moderadamente y en rojo, las especies que requieren de un descanso porque su alto consumo ha mermado sustancialmente sus poblaciones.

En esta condición se encuentran varias especies de tiburón, importantes para mantener la salud de los océanos al ser un ‘depredador tope'. Y aunque en Panamá la pesca y consumo del tiburón no están prohibidos, urge darles descanso. Y por ello es importante estar informados de qué se consume.

‘Cuando nos dan cazón o toyo o nos mencionan otro nombre de ‘fantasía', es probable que estemos comiendo un juvenil de tiburón', destaca el comunicado de prensa de MarViva. Por esta razón el aliado indiscutible de estas campañas será el consumidor. ‘Recuerde siempre preguntar, qué especie le están ofreciendo'.