Panamá,25º

09 de Dec de 2019

Tecnología

Maletas inteligentes para viajeros tecnológicos

Un compresor de ropa, valijas que poseen desde básculas integradas hasta puertos de carga para dispositivos prometen hacer que la experiencia de viaje sea más placentera

La maleta Zero-G fue diseñada por la firma Horizn Studios.Zero-G

Asia, África, Europa, Oceanía o América, no importa el destino, viajar regularmente es emocionante. Sin embargo, la experiencia, sea por negocio o por placer, puede generar estrés si no se lleva todo lo necesario o lo deseado en el equipaje; si al volver no hay espacio para las nuevas adquisiciones o, peor aún, si se extravían las maletas. Por ello, surge la necesidad de conocer y evaluar las diferentes opciones que pueden hacernos la vida más fácil.

Vago es un pequeño dispositivo que comprime automáticamente la ropa en la maleta, con lo que se gana más espacio. Este dispositivo smart tiene un sensor inteligente para detectar la presión y se detiene automáticamente después de la compresión total. Es ligero, tiene una longitud de 70 milímetros y 80 gramos de peso y sus creadores aseguran que es capaz de ganar hasta un 50% de espacio. Y consta de una bolsa compresora y un cable USB.

  • Maletas_inteligentes_para_viajeros_tecnologicos-1
    Ovis se maneja sola y sigue a su dueño a todas partes.Shutterstock
  • Maletas_inteligentes_para_viajeros_tecnologicos-2
    Maletas inteligentes para viajeros tecnológicosShutterstock
  • Maletas_inteligentes_para_viajeros_tecnologicos-3
    Vago tiene un sensor inteligente.Vago
  • Maletas_inteligentes_para_viajeros_tecnologicos-4
    Rollogo Escape, una maleta de cabina con cargador incorporado.Rollogo

¿Cómo usarlo? Lo primero que se debe hacer es colocar la ropa debidamente doblada dentro de la bolsa compresora, colocar el dispositivo Vago enchufado a la corriente, cerrar la bolsa y apretar el botón de funcionamiento. El dispositivo está disponible a través de su página web http://www.creationcell-vago.com/.

Como si hacer la maleta no fuese suficientemente complicado, viajar con diversos dispositivos electrónicos y sus respectivos cargadores puede resultar engorroso.

La buena noticia para los turistas tecnológicos es que las maletas inteligentes también, conocidas como equipaje inteligente, se han vuelto populares en los últimos meses. Desde la que carga dispositivos con la energía que generan sus ruedas hasta la que sigue a su dueño por todo el aeropuerto sin tener que arrastrarla, son opciones para los viajeros.

“La maleta inteligente, diseñada por la compañía ForwardX, una start up fundada en Pekín en 2016 por Nicholas Chee, sigue a su dueño a todas partes”

La Rollogo Escape mide 23 x 36 x 56 centímetros con una capacidad de 35 litros. Es una maleta de cabina con cargador (powerbank) incorporado. Genera la energía que consume. Sus ruedas están conectadas a unos generadores que mantienen cargado el powerbank. Con alrededor de 10 minutos de movimiento, según sus creadores, se obtiene la energía suficiente, por ejemplo, para una hora de conversación telefónica. También ofrece dos puertos USB para conectar dos dispositivos simultáneamente. Su Bluetooth se puede sincronizar con el del móvil para conocer el nivel de carga disponible. Además, se puede extraer su batería de polímero de litio y cargarse directamente enchufada a la corriente.

Creada por Frédéric Gooris, un diseñador industrial que fusiona la innovación y la narración en productos atractivos. Comenzó su viaje profesional en los estudios de los gurús del diseño Philippe Starck (París) y Stefano Giovannoni (Milán). La Rollogo Escape está elaborada con tejido hidrofóbico, que no solo es duradero, resistente a líquidos y manchas, sino que también proporciona un efecto moteado basado en una mezcla de colores.

Sus cualidades y estructura dan la impresión de que ha sido diseñada para viajes espaciales.

Los viajeros amantes de lo peculiar pueden optar por la maleta Zero-G, de la firma Horizn Studios. Fue fabricada en colaboración con la astronauta de la Nasa Alyssa Carson. Cuenta con una estructura de fibra de carbono y grafeno que la convierte en la más robusta, ligera y flexible del mundo, pesa alrededor de 900 gramos. Tiene una base electromagnética que le permite fijarse al suelo o paredes metálicas. Carga dispositivos de forma inalámbrica. Además, posee una pantalla inteligente para grabar y enviar contenidos y acceso a todas sus funciones a través de las huellas dactilares. Si lo que busca es dejar de halar su maleta y poder transitar libremente por el aeropuerto, la Ovis podría ayudar. La maleta inteligente, diseñada por la compañía ForwardX, una start up fundada en Pekín en 2016 por Nicholas Chee, sigue a su dueño a todas partes. Está dotada con un total de cinco cámaras y un sofisticado sistema de seguimiento basado en un algoritmo que predice el movimiento de las personas a su alrededor, calcula distancias y estima la dirección y la ruta para evitar cualquier impacto. ¿Cómo funciona? Hay que activar el modo automático y colocarse una pulsera con sensor de movimiento integrado. Para llevarla de forma tradicional, solo se debe agarrar el asa para activar el modo manual. Su autonomía es de 20 kilómetros y puede alcanzar hasta 10 kilómetros por hora. Tiene un peso total de 4 kilos y 34 litros de capacidad. Además, posee una báscula para conocer el peso total del equipaje, dos salidas USB para cargar dispositivos y una batería que se extrae fácilmente para pasar el control de seguridad. Su GPS integrado permite tenerla localizada a través de una app en el móvil. También cuenta con un sistema de alarma que alerta si se aleja más de 2 metros del dueño. Su precio promedio es de $900.

Restricciones

La mala noticia para los viajeros tecnológicos es que algunas de estas maletas inteligentes podrían ser limitadas o prohibidas en líneas aéreas de los Estados Unidos. Por ahora, solo se han dado a conocer nuevas políticas de seguridad.

“Las maletas o bolsas inteligentes, también conocidas como equipaje inteligente, se han vuelto más populares en los últimos meses, y se espera que sean un regalo popular esta temporada de fiestas”, dijo American Airlines en a CNN. “Sin embargo, las maletas inteligentes contienen baterías de litio, que representan un riesgo cuando se colocan en la bodega de carga de una aeronave”.

La aerolínea ha implementado nuevas reglas de seguridad, pidiendo que los pasajeros retiren y lleven consigo las baterías de iones de litio, antes de entregar sus maletas inteligentes a la sección de carga.

Según recogen medios internacionales Delta y Alaska Airlines han anunciado reglas similares que entrarán en vigencia el 15 de enero. El temor es que las baterías de litio puedan sobrecalentarse, explotar o provocar un incendio en la bodega de carga.