Temas Especiales

10 de Jul de 2020

Economía

Copeme desarrolla protocolos para garantizar el derecho a la educación y a la tecnología

Las propuestas se enfocan en estrategias de aprendizaje no presenciales, iniciativas que fueron acogidas por el Meduca y avaladas por  la ONU

capacitación es virtual
El uso y aplicación de tecnologías y plataformas digitales es dirigido a docentes, instructores, estudiantes y personal de apoyo.Archivo

En medio de la crisis sanitaria que enfrenta el país, ocasionada por el Covid-19, el Consejo Permanente Multisectorial para la Implementación del Compromiso Nacional por la Educación (COPEME) anunció el desarrolló una serie de herramientas para facilitar y garantizar el derecho a la educación en Panamá y a la tecnología.

Se trata del protocolo de “Atención Educativa con modalidades a distancia y medios tecnológicos” y un protocolo sobre el “Desarrollo e Implementación de Plataformas Tecnológicas”, detalló Nivia Castrellón, durante la presentación del informe de gestión de Copeme.

“Tenemos que entender que tenemos un Panamá muy diverso, y que ese Panamá muy diverso requiere atención educativa para todos, independientemente de su condición socioeconómico ni de dónde han nacido; y se recomienda su aplicación en el caso de interrupción parcial o total de clases, no importa si hay o no Covid-19, consecuencias de cualquier acto de la naturaleza, casos fortuitos o de fuerza mayor”, señaló Castrellón, quien también es miembro del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep).

“Tenemos que entender que tenemos un Panamá muy diverso, y que ese Panamá muy diverso requiere atención educativa para todos, independientemente de su condición socioeconómico ni de dónde han nacido; y se recomienda su aplicación en el caso de interrupción parcial o total de clases, no importa si hay o no Covid-19, consecuencias de cualquier acto de la naturaleza, casos fortuitos o de fuerza mayor”Nivia Castrellón,  miembro de Copeme

Explicó que el primer protocolo ofrece alternativas, estrategias e instrumentos de aprendizaje no presenciales, tomando en cuenta los ejes de calidad y equidad, consensuados en el Compromiso Nacional por la Educación. Esta propuesta fue acogida por el Ministerio de Educación y avalada por agencias de las Naciones Unidas que abordan el tema.

Por su parte, el protocolo sobre el desarrollo e implementación de plataformas tecnológicas establece estándares para la implementación, uso y aplicación de tecnologías y plataformas digitales, dirigidos a docentes, instructores, estudiantes y personal de apoyo. La herramienta plantea los mecanismos de seguimiento y monitoreo para asegurar su buen uso y aprovechamiento.

“Los protocolos deben garantizar conceptos que para nosotros son esenciales y que el derecho a la educación no es potentativo solamente para quienes tienen acceso a recursos. Eso significa que el principio es la universalidad de las oportunidades y al derecho de aprendizaje independientemente de dónde estemos situados”, remarcó la empresaria.

El Copeme también remitió al Ministerio de Educación una propuesta para el desarrollo de un protocolo que procure garantizar la protección de la vida y la salud de estudiantes, docentes y administrativos en un entorno educativo con estándares de Bioseguridad apropiados.

Además, recomendó la conformación de una comisión técnica de trabajo para buscar las alternativas que permitan dotar de agua a los planteles que carecen de este importante servicio.

Las acciones del Copeme surgen de los acuerdos del Compromiso Nacional por la Educación y de las metas priorizadas 4 y 5 del plan acción de Meduca-Copeme, en aspectos relativos a salud pública, higiene, seguridad para el sector educativo; y la necesidad de garantizar trayectorias escolares completas, respectivamente. 

La viceministra del Ministerio de Educación (Meduca), Sonia Gallardo, informó, a su vez, que el ministerio integró las recomendaciones y protocolos desarrollados por el Copeme a la estrategia del sector educativo que se aplicará durante el retorno a clases, cuando así lo dispongan las autoridades sanitarias.

Entre esas estrategias mencionó que en marzo se instaló el centro de emergencia institucional y la suspensión de clases en periodo de cuarentena; en abril se dio la continuidad educativa con algunos grupos, escuelas y centros educativos tanto del sector oficial como particular con temáticas en la medida de sus posibilidades; y entre abril y mayo, para lograr esa integración docentes-alumnos, se han venido generando clases por radio y televisión, y plataformas y herramientas virtuales, según la posibilidad de cada uno de los centros educativos de las regiones del país.

La Ley No. 59 del 1 de noviembre de 2018 establece que el Copeme es un cuerpo consultivo y asesor adscrito al Ministerio de Educación. El mismo está integrado por representantes de: el Ministerio de Educación, la Confederación de Padres de Familia, Estudiantes, el Consejo Nacional de la Empresa Privada, el Consejo Nacional de Trabajadores Organizados, el Consejo de Rectores de Panamá, Organizaciones No Gubernamentales del Sector Educativo, gremios docentes, la Secretaría Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación y el Presidente de la Comisión de Educación, Cultura y Deporte de la Asamblea Nacional o quien él designe.