Temas Especiales

19 de Ene de 2022

Economía

Tasa de desempleo mejora, pero se agrava la informalidad

A octubre de 2021, la tasa de desocupación laboral se situó en 11,3%, la tasa de la informalidad está en 47,6% y la población económicamente activa (PEA) disminuyó 66,5%, según la nueva encuesta de mercado laboral

Tasa de desempleo mejora, pero se agrava la informalidad
El empleo en Panamá se vio fuertemente impactado debido a la pandemia de la covid-19.Archivo | La Estrella de Panamá

Para octubre de 2021, la tasa del desempleo en Panamá mejoró de manera importante, pero empeoró la situación de la informalidad y la población económicamente activa (PEA), es decir que menos personas están buscando trabajo.

A octubre de 2021, la tasa de desocupación laboral se situó en 11,3%, la tasa de la informalidad está en 47,6% y la población económicamente activa disminuyó 66,5%, revela la encuesta de mercado laboral (EML), que realiza el Instituto Nacional de Estadística y Censo (INEC), adscrita a la Contraloría General de la República.

La Contraloría informó que para esta encuesta se retomó la metodología de forma presencial que, por última vez, se utilizó en agosto de 2019 cuando todavía no se había experimentado la pandemia de la covid-19.

Según la reciente encuesta de mercado laboral, el indicador de octubre de 2021 registró una disminución de 7,2 y 3,2 puntos porcentuales, en relación con las encuestas de mercado laboral telefónico (EMLT), realizadas en septiembre de 2020 y en junio de 2021, cuando se observaron tasas de 18,5% y 14,5%, respectivamente. No obstante, reportó un aumento de 4,2 puntos porcentuales comparado con los datos de agosto de 2019 (7,1%).

La EML hace referencia a la población de 15 y más años de edad en la República que, según su condición de actividad, se clasifica en: población económicamente activa (PEA) y no económicamente activa (NEA).

Así, los resultados de la encuesta laboral, realizada del 3 al 30 de octubre, arrojaron una disminución importante en la tasa de participación económica, la cual se situó en 66,5%, en 2019 frente a un 60,4% en octubre de 2021.

Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la tasa de participación en la fuerza de trabajo es una medida de la proporción de la población en edad de trabajar de un país que participa activamente en el mercado laboral, ya sea trabajando o buscando trabajo.

Señala que este indicador proporciona una indicación del tamaño de la oferta de mano de obra disponible para participar en la producción de bienes y servicios, en relación con la población en edad de trabajar. El desglose de la fuerza de trabajo (antes denominada población económicamente activa) por sexo y grupo de edad da un perfil de la distribución de la fuerza de trabajo dentro de un país.

La EML destaca que la población desocupada aumentó en este período de estudio respecto a 2019, antes de la pandemia. En 2019 se registraron 146,111 desocupados, mientras que en 2021 fueron 222,080 personas en esta condición.

Sin embargo, por primera vez en los últimos años las tasas de desocupación entre hombres y mujeres “no” mostraron una diferencia significativa; es decir que el fenómeno de desocupación debido a la crisis sanitaria por la covid-19 ha afectado a ambos sexos por igual (11,0% para hombres y 11,8% para mujeres).

Por grupos edad, persisten las condiciones de altas tasas de desempleo en la población juvenil; para 2019 registró un 15%, mientras que en 2021 fue de 21,3%, duplicando la tasa de desocupación nacional.

Respecto a la tasa de informalidad de 2021, el informe arroja que esta se situó en 47,6%, mostrando un leve aumento de 2,7 puntos porcentuales respecto a 2019, la cual era de un 44.9%.