Temas Especiales

24 de Oct de 2020

América

La Corte brasileña exige al Gobierno divulgar los datos completos de Covid-19

La determinación es para que la publicación diaria de los boletines se mantenga de forma obligatoria y no cada 48 horas como el Gobierno quiere 

Coronavirus en Brasil
Brasil es el segundo país con más casos de coronavirus en el mundo, detrás solamente de Estados UnidosEFE

La Corte Suprema de Brasil determinó que el Gobierno debe volver a divulgar los datos diarios de la pandemia del nuevo coronavirus de manera consolidada, como lo venía haciendo hasta el último jueves, antes de adoptar una nueva y polémica metodología, y dio un plazo de 48 horas para explicar esa decisión.

El magistrado Alexandre de Morais, en un oficio publicado casi en la medianoche del lunes, determinó que los datos totales del COVID-19 deben ser incluidos en los boletines diarios, que ahora solo contienen información estadística de las últimas 24 horas, y en el portal creado para la divulgación por el Ministerio.

De Morais atendió una petición de tres partidos de oposición y consideró en su fallo que la "publicidad" es "imprescindible dentro de la administración pública" a los ojos de la Constitución y frente a la "gravedad de la emergencia" por la que pasa el país a causa de la pandemia.

El Congreso, la clase política y las asociaciones de prensa se pronunciaron durante todo el fin de semana contra el cambio adoptado por el Ejecutivo para divulgar los datos del COVID-19.

La decisión se suma a otra de la Fiscalía, que pidió en un plazo de 72 horas, que vence este martes, que el ministro interino de Salud, el general Eduardo Pazuello, explique las razones para el cambio adoptado desde el último viernes y presente el acto administrativo que soporta la polémica decisión del Ejecutivo.

Antes del oficio del Supremo Tribunal Federal (STF), Brasil confirmó 679 muertes por coronavirus en las últimas 24 horas, con lo que el total asciende a 37,134 decesos, mientras que los infectados suman ya 707,412, al ser contabilizados los 15,564 nuevos casos confirmados.

El gigante suramericanos es el segundo país con más casos en el mundo, detrás solamente de Estados Unidos, y el tercero en muertes, superado por los norteamericanos y el Reino Unido.

Fue la primera vez en los últimos tres días que el Ministerio de Salud divulgó los datos consolidados de muertos e infectados y la determinación de la Corte Suprema es para que esa publicación se mantenga de forma obligatoria y no cause confusión como ocurrió el fin de semana.

Ante las críticas, la cartera anunció que volverá a divulgar los números consolidados de casos y muertes de COVID-19, aunque bajo una nueva metodología que podría entrar en vigor en los próximos días.

Según explicó el secretario ejecutivo del Ministerio de Salud, Élcio Franco, la nueva forma de contabilizar las cifras llevará en cuenta la fecha de las muertes y no el día en que fueron notificadas, como ocurría hasta ahora.

Para ello, el Ministerio pasará a utilizar en los próximos días dos plataformas web, una dedicada a los decesos notificados en las últimas 24 horas y, la otra, a la fecha exacta en la que las muertes ocurrieron.

Otra novedad es que la cartera recopilará las fechas de los primeros síntomas de los contagiados, un dato que consideró "fundamental" para entender con "mayor claridad" la evolución del coronavirus en el país, explicó en lunes en rueda de prensa el secretario de Vigilancia en Salud, Eduardo Macario.

DIVULGACIONES PARALELAS

Por la falta de seguridad en la divulgación de los consolidados, como pretender garantizar la Corte, el Consejo Nacional de Secretarios de Salud (Conass), que reúne los representantes de los 27 estados brasileños, pasó a divulgar anticipadamente los números totales.

De igual manera, un consorcio inédito creado por los principales medios de comunicación del país también comenzaron a divulgar los datos con una estadística propia a partir del reporte de las 27 Secretarías de Salud regionales.

En medio de esa controversia, Brasil puede tener tres balances diferentes el mismo día y a partir de las mismas fuentes, que son las autoridades sanitarias de los estados, una situación que ya fue criticada por la Organizacin Mundial de la Salud (OMS).