Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Mundo

Tierras y farsantes

Que fueron Copérnico y Galileo, usted tendrá su concepto. ¿Astrólogos, astrónomos, pitonisos?, lo cierto es que aportaron muchísimo. Igu...

Que fueron Copérnico y Galileo, usted tendrá su concepto. ¿Astrólogos, astrónomos, pitonisos?, lo cierto es que aportaron muchísimo. Igual sobre Nostradamus y el actual predictólogo Bruce Bueno De Mezquita, ¿profetas, adivinos, científicos, humanistas?, seguramente de todo un poco. Lo cierto es que la Biblia nos habla muy claro sobre los hechos que vienen aconteciendo en el mundo y que nos involucran en todo el título de la presente columna. El ‘efecto invernadero’ ¿se llama?, que generan los gases de las grandes industrias, especialmente de los EEUU y China, como del resto de las grandes potencias, (EEUU es el mayor productor de estos gases) están produciendo una catástrofe mundial con el ‘cambio climático’. China, al fin, acaba de comprometerse en Durban con los dictados del Protocolo de Kyoto creado desde 1977.

Lo más aberrante y deshumanizado es que los EEUU, que pretende liderar la defensa de los derechos humanos, no se haya adherido hasta hoy, siendo el país que más contribuye con los desastres de inundaciones y sequías que causan tantos miles de muertos y gastos en el mundo. Además, es el único país que ha usado armas atómicas -en Japón- y posee el mayor arsenal de todo tipo de armas de destrucción masiva. ¡Que ironía!, el causante de tanta barbaridad es un país Americano, supuesto líder de la democracia que invade, desestabiliza y defenestra gobiernos. Nada de esto es percepción, son hechos consumados, a la vista en la destrucción, inclusive, de la historia de la humanidad en África, sin ningún cambio positivo para esos pueblos; financiando y respaldando tiranos (Pinochet, Mubarak) y asediando gobiernos de pequeños países empobrecidos en América y Asia.

La ampliación de la pobreza, del hambre y carencia de servicios eficientes de salud y educación (quieren profesionales bilingües para pagarles ridiculeces) en indoamérica. –AL- que mal manejan políticos de nuestros países, complementan el patético cuadro que vivimos y que es rechazado vigorosamente por estudiantes y obreros en Chile, Colombia, Bolivia y otros en camino. El multilateralismo de Obama y la UE son una farsa. Continúan apropiándose de riquezas, lo que inquieta a Indoamérica.

La FAO, tardíamente, denuncia ‘el acaparamiento y extranjerización de la tierra’ que viene siendo concentrada masivamente por ‘ventas’ y ‘concesiones’ ilegales, inconstitucionales y violatorias del derecho a la vida. Nos conducen a una hambruna brutal, expansiva, por falta de tierras para los campesinos desamparados que las hagan producir.

La FAO se atrevió a denunciar lo que gobernantes y funcionarios de gobiernos ocultan. Mientras la farsa continúa, voceros oficiales de gobiernos ofenden la inteligencia de los pueblos con declaraciones absurdas y shows mediáticos. Seguramente, la justicia divina los hará pagar.

MUNDO EN MARCHA