La Estrella de Panamá
Panamá,25º

15 de Oct de 2019

Mundo

Siria, cinco años de un conflicto que ‘desangra' a su gente

Más de cuatro millones han abandonado el país huyendo de la violencia y las bombas

El conflicto de Siria, que cumplió cinco años este martes, ha provocado una de las mayores crisis humanitarias de la historia, con millones de inmigrantes que han abandonado el país y miles de niños que han nacido desde el inicio de la guerra en 2011 y son víctimas en un país que se desangra.

Diversas organizaciones de las Naciones Unidas (ONU) pidieron a las partes antagónicas poner fin a las hostilidades en el país, entre ellas la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

De acuerdo con el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, Filippo Grandi, los millones de sirios afectados por el conflicto de cinco años ‘deberían estar recibiendo más apoyo en todo el mundo'.

La tragedia tomó un nuevo rumbo luego que Europa cerrara sus puertas a los inmigrantes sirios. Inicialmente el viejo continente mostró una política de apertura, pero ante la incapacidad de tramitar las numerosas peticiones de asilo, pues diariamente llegan miles de inmigrantes a las costas griegas, Europa optó por un nuevo plan.

Actualmente, la Unión Europea (UE) negocia con el gobierno turco un acuerdo que podría provocar la devolución de solicitantes de asilo de vuelta a Turquía, incluidos los ciudadanos sirios.

No obstante, el acuerdo también plantea que por cada ciudadano sirio devuelto a Turquía, la UE aceptará la entrada legal de un refugiado de esta nacionalidad.

Vicent Cochetel, responsable para Europa de ACNUR, ha criticado este plan, agregando que el mismo está basado ‘en acuerdos preexistentes'. De acuerdo con Cochetel, el 91% de los que llegan a las costas griegas son sirios, una cifra muy superior a los 20 mil sirios que la UE se ha comprometido a reubicar, informa la agencia Efe .

Los que ya se encuentran en territorio europeo han sido bloqueados sin la posibilidad de continuar su camino hacia Europa occidental luego de que algunos países tomaran la decisión de cerrar sus fronteras.

‘Una tragedia de esta envergadura exige una solidaridad que vaya más allá de la financiación. Dicho de otro modo, necesitamos que más países compartan la carga aceptando una mayor cuota de refugiados en el marco de la que se ha convertido en la mayor crisis de desplazamiento de esta generación', declaró Grandi en un comunicado de la ACNUR.

Para el próximo 30 de marzo, esta agencia de la ONU buscará incrementar el número de plazas para refugiados en Europa durante una cumbre en Ginebra.

El compromiso fue de 170 mil, sin embargo, ACNUR espera que esta cifra se incremente en un 10%. Una cifra todavía lejana a los más de 4 millones de sirios que viven en países vecinos de Siria.

Otra agencia que ha hecho un llamado al fin del conflicto sirio fue el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), que en un reciente informe, señaló que uno de cada tres niños sirios han nacido desde el 15 de marzo de 2011 y han crecido en un contexto de ‘violencia, miedo y desarraigo'.

‘Todo niño, de hasta cinco años, no conoce la Siria que recuerdan sus padres. Las bombas han dejado en ruinas las escuelas, hospitales y parques', denunció el organismo de la ONU.

Actualmente, el conflicto afecta a 8,4 millones de niños sirios, el 80% de la población infantil de Siria, de los cuales 3,7 millones habrían nacido hace cinco años.

Envueltos en este contexto, señala el director de la Unicef para Medio Oriente y África del Norte, Peter Salama, muchos niños ‘abandonando la escuela, y muchos tienen que trabajar, mientras que las niñas se casan a temprana edad'.

Según Unicef, 2,1 millones de niños sirios no están asistiendo a la escuela.

La tregua implementada desde el 27 de febrero ha brindado algunos aspectos positivos a las zonas que acordaron formar parte de dicho pacto.

Niños dentro de la edad escolar que habitaban en zonas controladas por rebeldes no tenían la posibilidad de jugar en el exterior con regularidad debido al temor por las bombardeos.

‘Gracias a la tregua podemos jugar al aire libre', cuenta Sidra, una pequeña siria. ‘Antes de la tregua, no podíamos jugar o comer en el patio', señala Sarah, su compañera de la escuela Abdel Kader Bazenjki, en el barrio de al Fardus, de acuerdo a la AFP .

La juventud, entre los 15 a 17 años de edad, no se encuentra en una mejor posición, muchos de ellos terminan por ser reclutados como soldados por las diferentes bandos del conflicto. Y cada vez son más jóvenes, el año pasado más de la mitad de los nuevos reclutas tenían menos de 15 años de edad.

‘Estaba aterrorizada. El comandante me dio un arma y me pidió alistarme para el frente', cuenta una joven que vive actualmente en un campo de refugiados en Jordania a la AFP .

Por otro lado, en un nuevo esfuerzo por consolidar la tregua que vive el país desde finales del mes pasado, Rusia empezó a retira la mayor parte del contingente militar ruso en Siria, una noticia que tomó por sorpresa a la oposición siria.

El Consejo de Seguridad de la ONU consideró como ‘positiva' la decisión del Kremlin.

Para el ministro de Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, la retirada de Rusia ‘aumenta la presión sobre el régimen del presidente Asad para negociar por fin de manera seria en Ginebra la transición política'.

Desde el 30 de septiembre del 2015, unos 50 aviones de combate rusos han bombardearon ‘objetivos terroristas', un apoyo a las tropas del régimen de Bashar al-Asad.

Para el enviado especial de la ONU en Siria, Staffan de Mistura, lo más importante es trabajar en un acuerdo de transición política.

==========

CONDENA

Ban Ki-moon, criticó a los vecinos de Siria en un comunicado

  • Según el secretario general de la ONU la guerra civil siria hubiera sido evitada si los gobiernos de la región no hubieran usado el conflicto como campo de batalla para ajustar cuentas.
  • Ban no nombró a ningún país, pero además de Estados Unidos y Rusia, en el conflicto en Siria están involucrados Arabia Saudita, Irán, Turquía y algunos países europeos.
  • El conflicto sirio ha dejado 270 mil muertos.