24 de Feb de 2020

Nacional

Magistrados dicen que ‘nos los han condenado'

El magistrado Castillo, manifestó que se trata de un caso del año 2012, cuando se tomó una decisión colegiada

Magistrados dicen que ‘nos los han condenado'
La Corte Suprema de Justicia admitió un proceso por violación a la ética judicial contra un tribunal.

El Magistrado Juan Francisco Castillo acompañado de sus colegas Delia Carrizo de Martínez e Idalides Pinilla Guzmán, integrantes del Tribunal Superior del Segundo Distrito Judicial de Coclé, dieron ayer su versión e relación a publicación en este medio respecto a la admisión de un caso por faltas a la ética en que supuesta mente incurrieron los letrados.

El magistrado Castillo, manifestó que se trata de un caso del año 2012, cuando se tomó una decisión colegiada, ‘en un proceso cerrado donde se definieron todas las posiciones, favorablemente a la persona que presenta la queja'.

PROCESO POR FALTA ÉTICA

El pleno de la Corte Suprema abrió un proceso contra los magistrados de Coclé.

  • A los magistrados, les ‘inquieta' que se entienda que están condenados por este proceso.
  • La abogada Edna Ramos, lamenta que la figura del desestimiento, no sea tomada en serio y que los magistrados de un Tribunal haya puesto en dudas por su actuación, frente a un caso.

La queja contra la presunta falta de ética en la actuación de los jueces mencionados fue presentada en el 2014, " y ahora la Corte admite a trámite, admitiendo la queja" y eso no significa que el proceso ha iniciado", destacó el magistrado Castillo.

Apenas, nosotros estamos enterados de la admisión" y mostró asombro porque ni sus abogados que llevan las defensa, se han notificado'.

Los magistrados querellados reconocieron que ‘se trata de un proceso en el que se cuestiona la decisión que como funcionarios jurisdiccionales expedimos'.

‘Esa es propia, de nuestras funciones y en alguna forma sentimos que se afecta el principio de independencia judicial', expresó el jurista.

La intención aclaratoria a la comunidad es para dejar en claro que no se está encausando o condenando a los magistrados objetos de la publicación, sino que apenas se va a entrar a debatir en la Corte, es una decisión jurisdiccional no de fondo, sin afectaciones de las partes de un caso cerrado.

Por su parte, Idalides Pinilla Guzmán dijo que ‘la sensación que da esto es que no están sancionando porque faltamos a la ética de verdad, y eso no es así, sino un trámite y no entendemos cual ha sido la insistencia desde el 2012, hasta ahora'.