Panamá,25º

12 de Dec de 2019

Nacional

Tapia señala de 'sumiso, cobarde y cruel' al gobierno panameño

Nidal Waked llegó a ser señalado de blanqueo de capitales producto del narcotráfico, sin embargo,  estos delitos fueron desestimados reduciéndose el caso a la confesión de fraude bancario sin lesión económica

Tapia señala de 'sumiso, cobarde y cruel' al gobierno panameño

Juan Carlos Tapia, comentarista televisivo y analista político, expresó este jueves durante el espacio 'Lo Mejor del Boxeo', sus consideraciones en torno a la reciente condena de 27 meses impuesta al empresario Nidal Waked por fraude bacario.

Para Tapia,  el hecho de que la Fiscalía no presentara pruebas que demostraran los presuntos vínculos con lavado dinero proveniente del narcotráfico, solo demuestra un "complot entre un embajador  y un gobierno sumiso, cobarde y cruel". Hace referencia al embajador de Estados Unidos en Panamá, John Feeley, y al gobierno de Juan Carlos Varela.

Los señalamientos del embajador Feeley, dijo Tapia, sobre Waked eran tan contundentes que llegó a dudar de su inocencia. "Creyeron más en las mentiras de un embajador que en las verdades de un panameño", acotó.

El pasado 18 de diciembre, el juez Robert Scola, del distrito Sur de la Florida, condenó a Waked a 27 meses de prisión. dan tres por el delito de fraude bancario sin lesión económica y descartó el delito por blanqueo de capitales producto del narcotráfico.

El embajador Feeley aseguró, el 13 de mayo de 2016 , en un comunicado que tanto Nidal como Abdul Waked  "abusaron del sistema financiero de los Estados Unidos y Panamá" y de pertenecer una red de lavadores de dinero.

Nidal Waked fue detenido en mayo de 2016, en Bogotá Colombia, y extraditado a los Estados Unidos el 19 de enero de este año, donde se declaró culpable de ilidad por fraude bancario.

Ambos (Nidal y Abdul Waked) y sus empresas fueron incluidos en la "Lista Clinton" sobre blanqueo de capital por parte del gobierno de Estados Unidos, lo que provocó el cierre de algunas compañías y la venta de otras, así como la pérdida de empleos de miles de panameños.