Temas Especiales

31 de Oct de 2020

Nacional

Emberás wounaan acusan a MiAmbiente de dilatar titulación

Los indígenas realizaron el pasado viernes un congreso general al que asistió el defensor del Pueblo, Alfredo Castillero Hoyos. El ministro de Ambiente, Emilio Sempris no asistió, a pesar que estaba invitado

Los indígenas emberá wounaan no están dispuestos a seguir esperando por la titulación de las tierras colectivas que ocupan desde hace más de 50 años y culpan al Ministerio de Ambiente (MiAmbiente) de ‘violarles' sus derechos. Además de incumplir con el fallo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), emitido en octubre del año 2014.

RECLAMO DE LOS INDÍGENAS

Los emberá wounaan acusan a colonos por invadir sus tierras

Estas comunidades indígenas quedaron afuera de la Comarca Emberá Wounaan, creada en 1983.

La Autoridad Nacional de Tierras (Anati) pasó el expediente para la titulación de tierras en el año 2016, MiAmbiente no se ha pronunciado al respecto.

Los indígenas alegan que esta es una lucha que mantienen desde la década del sesenta y esperan una solución pronta.

El pasado viernes, los indígenas realizaron un Congreso General para analizar el problema. En esta sesión participó el defensor del Pueblo, Alfredo Castillero Hoyos, para mediar en el conflicto que no solo implica el reclamo por la titulación de las tierras colectivas, sino también la solicitud a que se ponga un alto a la expansión de la ganadería y agricultura por los colonos en territorios que los indígenas consideran propios.

MIAMBIENTE AUSENTE

Al congreso también asistió Pedro Sitton, director de Tierras Indígenas y Bienes Municipales de la Autoridad Nacional de Tierras (Anati).

Los indígenas también invitaron al ministro de MiAmbiente, Emilio Sempris, para que le diera una respuesta de su demanda, pero no asistió por encontrarse fuera del país. En su representación acudió la directora de Protección y Calidad Ambiental de MiAmbiente, Malu Ramos. Sin embargo, su presencia fue cuestionada por los indígenas, en vista de que no estaba en capacidad de dar una repuesta concreta sobre los reclamos de las titulaciones.

RECLAMO Y ADVERTENCIA INDÍGENA

En total son un poco más de 3,000 indígenas - que conforman las comunidades de Majé Cordillera, Unión Emberá Platanare, Río Hondo y Majé Chame – que exigen al Gobierno cumplir con el fallo de la CIDH que ordenó delimitar estos territorios y otorgar la titulación de tierras colectivas. Estas comunidades indígenas quedaron afuera de la Comarca Emberá Wounaan, creada en 1983.

‘MiAmbiente nos está violando nuestros derechos', dijo Julian Mecha, presidente del Congreso General. El reclamo en contra de MiAmbiente es porque Anati remitió el expediente para la titulación de las tierras colectivas en abril de 2016 y hasta la fecha la institución no ha tomado una decisión al alegar que existe un traslape con la Reserva Hidrológica de Majé.

‘Nosotros estábamos esperando al ministro Sempris para que nos diera una repuesta hoy (el viernes) y en vista de que no ha mostrado interés anunciamos que pronto cerraremos las calles', dijo Lázaro Mecha, cacique general de Majé.

Para los indígenas, MiAmbiente ‘no tiene voluntad' para resolver el conflicto y responsabilizan al ministro Sempris por lo que pueda suceder.

Hacen referencia a la posibilidad de cerrar el puente de Bayano y al enfrentamiento que se puedan dar entre indígenas y colonos, como ha ocurrido en varias ocasiones.

‘Cientos de hectáreas son devastadas cada año para la ganadería y la agricultura, mientras nosotros esperamos que nos titulen nuestras tierras colectivas para protegerlas', dijo Eliberto Membache, presidente del congreso local de Majé Chimán.

UNA LUCHA DE DÉCADAS

Durante el Congreso General, los indígenas recordaron que ellos habían sido reubicados de sus territorios principales por la construcción de la hidroeléctrica de Bayano en 1972.

‘Venimos luchando por el territorio desde la década de 1960 y hemos otorgado nuestro granito de arena para el desarrollo del país al aceptar que nuestras tierras fueran inundadas con la construcción de la hidroeléctrica', dijo Julian Mecha.

Además de que ellos ocupan esos territorios muchas décadas antes de que se creara el área protegida en 1986.

Ramos reiteró que existe un traslape de los territorios que reclaman los indígenas con la reserva natural y eso impide que se puedan otorgar los títulos de tierras de colectivas porque le ley lo prohíbe.

Explicó que existe una mesa de diálogo entre autoridades e indígenas que atiende no solo el tema de Majé, sino de otras zonas del país.

‘Para MiAmbiente hubiese sido más sencillo negar la solicitud de titulación porque se traslapa con el área protegida, pero hemos decidido sentarnos a dialogar para llegar a un entendimiento', dijo Ramos durante el congreso.

Los indígenas no quieren más diálogos. ‘Nosotros estamos cansados de esperar y que nos lleven a bonitos hoteles para comer buena comida, queremos nuestro título de tierras colectivas', fue la repuesta de Mecha.

MEDIACIÓN DE LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO

Castillero Hoyos, como defensor del Pueblo cuestionó que MiAmbiente no enviara al congreso indígena un funcionario con capacidad de decisión para que le ofreciera una repuesta concreta a los indígenas y al mismo tiempo que alegaba que la entidad no puede desconocer el fallo de la CIDH.

‘Los indígenas me han pedido que sirva de mediador, pero que mediación se puede dar si una de las contrapartes (MiAmbiente) presente no puede tomar una decisión', dijo. Pidió a las autoridades ambientales que en un plazo de tres meses tengan una decisión definitiva a este conflicto ya sea que sea favorable o no para los indígenas. Castillero Hoyos explicó que si por lo menos MiAmbiente decide rechazar la titulación, los indígenas pueden acudir a otras instancias, como la CIDH, para reclamar sus derechos por la titulación de las tierras en estas áreas. ‘Desde ya les digo, si ustedes (los indígenas) deciden acudir a la CIDH, tendrán una opinión concurrente' en apoyo a su causa.