La Estrella de Panamá
Panamá,25º

14 de Oct de 2019

Nacional

Contrato de isla Bona enfrentaría escollo legal

La alcaldía de Taboga firmó un contrato con una empresa para desarrollar una petroterminal en la isla que es tierra de la Nación

El proyecto de construcción de una petroterminal en isla Bona enfrentaría un escollo legal. El contrato de arrendamiento que firmó la empresa Bona Pacific Corp, que construye la obra, y la Alcaldía de Taboga puede ser objeto de una demanda ante la Corte Suprema de Justicia.

Por tratarse de tierras nacionales, como lo es isla Bona, la Alcaldía de Taboga no puede suscribir un contrato de arrendamiento con la empresa porque es de competencia del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

El abogado Ernesto Cedeño explicó que los municipios solo pueden realizar contratos de arrendamiento de tierras cuando son tierras municipales y el MEF es la entidad responsable de suscribir contratos con terceros cuando se trata de tierras nacionales.

A menos, aclaró, que haya un acuerdo interinstitucional entre el MEF y la Alcaldía de Taboga para realizar ese contrato de arrendamiento.

La isla, ubicada a unas 10 millas náuticas de Taboga, tiene una superficie de 74.7 hectáreas, de las cuales 34.7 hectáreas serán arrendadas a la empresa, que tiene planes de invertir $140 millones en la primera fase del proyecto y otros $120 millones en la segunda fase.

El contrato de arrendamiento se firmó en enero de 2018 entre el alcalde de Taboga, Ramón Ramos, y el presidente de la empresa Bona Pacific Corp, Raam Shimon Ady. En noviembre de 2017, el Consejo Municipal de Taboga aprobó el Acuerdo No. 44 que autoriza al alcalde a firmar el contrato de arrendamiento con la empresa.

Además de esta posible ilegalidad el contrato de arrendamiento, el proyecto también enfrenta las quejas de organismo científico como el Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales por las consecuencias ambientales.

Isla Bona es considerada un santuario de aves marinas y el Smithsonian solicitó, en septiembre del año pasado, a las autoridades gubernamentales declarar la zona como área protegida.

A principio del pasado mes se anunció una consulta ciudadana para el proyecto, sin embargo, no se realizó, según contó uno de los residentes de Taboga.

El alcalde Taboga en conversaciones anteriores con La Estrella de Panamá ha justificado el proyecto al alegar que beneficia a las personas pobres que viven en Otoque. Además de que hay “personas pescando en mar revuelto” sobre este tema.