Panamá,25º

13 de Dec de 2019

Nacional

Concepción: 'Con la tala, ya no habrá que abrir el Tapón del Darién'

El ministro de Ambiente, Milciades Concepción, reconoce que la entidad no tiene la capacidad para detener la deforestación en la provincia de Darién, donde se talan diariamente 11.6 hectáreas de bosques

La pérdida de bosques en la provincia de Darién es de 11.6 hectáreas diarias, lo que representa más de 4,000 al año. ‘Eso es demasiado para una de las pocas provincias que tiene cobertura forestal y una rica biodiversidad', afirmó el ministro de Ambiente, Milciades Concepción, luego de soltar la cifra.

A este ritmo, en unos 20 o 30 años no habrá la necesidad de abrir el Tapón de Darién, porque en vez de una carretera se tendrá una autopista, recalcó el ministro durante una entrevista con La Estrella de Panamá en su despacho en el Ministerio de Ambiente (MiAmbiente).

Aclaró que entre los planes del Gobierno no se contempla construir la carretera para conectar Panamá con Colombia, como lo han planteado recientemente sectores empresariales.

El ministro reconoció que MiAmbiente no tiene la capacidad para luchar contra la depredacción de los bosques y pidió una alianza con la ciudadanía, los organismos no gubernamentales y las autoridades locales.

MiAmbiente tiene 1,700 funcionarios a nivel nacional y, paradójicamente, en la provincia de Darién, que vive un ‘desastre ambiental', solo cuenta con 50 servidores públicos. ‘Con 50 funcionarios no podemos proteger Darién', recalcó.

Eso sí, dijo, se han empezado tomar medidas que van desde cambios constitucionales hasta hacer cumplir las leyes. ‘El problema es que antes no se cumplían las leyes, no se aplicaban y había un desastre ambiental en Darién', indicó Concepción, quien fue diputado de la Asamblea Nacional durante el quinquenio 2004-2009, en el que llegó a presidir la Comisión de Población, Ambiente y Desarrollo.

Para el ministro Concepción, el paquete de reformas constitucionales que ha presentado el Ejecutivo ante la Asamblea Nacional es una ‘verde' oportunidad para empezar a generar políticas ambientales para desincentivar la deforestación en el país, especialmente en esta provincia.

Informó que ha sostenido conversaciones con diputados de la Comisión de Población y Medio Ambiente para aprovechar las reformas, que actualmente están en consulta, para derogar algunos artículos de la Constitución obsoletos que incentivan la deforestación e invertir la cultura o la mentalidad que se tiene sobre el uso del suelo.

La idea apunta a que los pagos por servicios ambientales se convierta en la regla y no en la excepción sobre el uso de los suelos.

Desde la Constitución hasta las leyes relacionadas con el uso de suelo manejan el concepto de que la tierra es solo productiva si deforestan los bosques. Un concepto que ha sido un requisito fundamental para la titulación de la tierra y para el mercado financiero al momento de otorgar un préstamo bancario para el sector agropecuario.

Esta idea hay que cambiarla y empezar a generar la mentalidad de que ‘tener bosques es también tener tierra productiva'.

‘El Estado no permitirá la existencia de áreas incultas, improductivas u ociosas y regulará las relaciones de trabajo en el agro, fomentando una máxima productividad y justa distribución de los beneficios de ésta', señala el artículo 123 de la Constitución.

El paquete de reformas constitucionales contempla este artículo, y aunque mantiene el concepto de ‘áreas improductivas', añade un nuevo elemento en el que el Estado ‘reconocerá los servicios ecosistémicos del ambiente natural'.

‘En los planes del Gobierno no se contempla la construcción de la carretera hasta Colombia, es decir abrir el Tapón. Debemos hacer algo con la deforestación, sino vamos a perder los bosques de la provincia',

MILCIADES CONCEPCIÓN

MINISTRO DE AMBIENTE

Para el ministro, la idea es avanzar a un sistema en que las personas puedan titular los bosques con finalidades de protección que, incluso, puede estar en una marginal del título de propiedad.

‘Desincentivar la tala de bosques para obtener título de propiedad es algo importante que se debe corregir desde la Constitución', recalcó el funcionario.

El pago por servicios ambientales no es nuevo en el país y ya hay legislación al respecto; sin embargo, en palabras del ministro, no se está aplicando. Dijo que por la contención del gasto para este año es difícil implementarlo, pero con el Ministerio de Economía y Finanzas se van a hacer los análisis para incluirlo en el presupuesto del próximo año.

El ministro también habló de otras medidas que tomarán para frenar la deforestación. Dijo que el gobierno pasado cometió un error en derogar el Decreto Ejecutivo No. 83 del 10 de junio de 2008 que prohibía la exportación de madera en tucas. El ministro hace referencia al Decreto Ejecutivo No. 7 del 26 de enero de 2016, que derogó al anterior.

‘A raíz de eso se duplicó la madera en tuca con su consecuencia de la presión en los bosques naturales y no los proyectos de reforestación con esa finalidad', dijo el ministro Concepción.

Ahora, indicó, el Decreto Ejecutivo No 7 de 2016 será derogado.

Boná y Barú

La isla Boná, en la bahía de Panamá, y el volcán Barú, en la provincia de Chiriquí, son dos temas que han estado en la palestra en los últimos días y meses.

Durante el Gabinete Turístico que se realizó en Boquete, Chiriquí, el pasado 2 de agosto, saltó a la luz pública el volcán Barú ante el anunció del Gobierno de construir una carretera hacia la cima del área protegida.

El ministro, ahora, busca despejar cualquier duda sobre el proyecto que desató la furia de los ambientalistas. Explicó que se trata de adecuar el camino carretero que existe actualmente sin que represente un mayor impacto ecológico.

En cuanto a isla Boná, donde se pretendía construir un proyecto petroterminal, dijo que han llegado a la conclusión de que la isla ‘no resiste un estudio de impacto ambiental de ningún proyecto'.

Desde el punto de vista biológico y del ecosistema, la isla no se puede utilizar para actividades humanas, sino para la conservación. Es por eso que elabora una resolución para declararla área protegida.

‘No hay vuelta atrás' con el King's College

PROTESTA

Para el ministro Milciades Concepción, ‘no hay vuelta atrás' en la construcción del colegio británico King's College. ‘Revisamos el expediente de todo el proceso de aprobación del Estudio de Impacto Ambiental (EIA) con nuestro equipo legal y no se encontraron anomalías en el proceso', indicó el ministro. De esta manera, indicó, desde el punto de vista de las normas ambientales y de los procedimientos para la evaluación de los EIA no se puede detener la construcción del proyecto.

Concepción informó que sostuvo una reunión con los residentes de Clayton, quienes han protestado en contra de la obra por los posibles daños ambientales, y les informó que después del análisis exhaustivo no hay motivos legales para revocar el EIA.

Explicó que la Ley 38 del 2000, en su artículo 62, establece los requisitos por los cuales un ministerio puede revocar una decisión y ninguno de esos aspectos aplican en este caso.

‘Nosotros hacemos lo que la ley nos permite, no hay vuelta atrás, a menos que incumplan con el plan de manejo ambiental durante la fase de construcción', dijo el ministro.

La reacción del funcionario surge, luego de que residentes de Clayton han realizado diversas protestas para oponerse al proyecto.

El colegio, por su parte, ha indicado que los residentes de Clayton y la comunidad en general pueden estar seguros de que el centro educativo ha sido diseñado bajo los más altos estándares de inteligencia urbanística para reducir cualquier posible afectación a los vecinos del área. Además, asegura que también ha adaptado su diseño a las condiciones ambientales de la zona y del terreno, para lograr minimizar el impacto ambiental.