26 de Sep de 2021

Nacional

228 agentes de seguridad infectados con COVID-19

La cifra de infectados con la enfermedad se ha triplicado en la última semana

Unidades de la Policía Nacional inspeccionando los salvoconductos durante la cuarentena en Panamá
Unidades de la Policía Nacional inspeccionando los salvoconductos durante la cuarentena en PanamáRoberto Barrios| La Estrella de Panamá

Las unidades de los estamentos de seguridad contagiadas por la COVID-19 están siendo trasladados a hoteles de la localidad para mejorar sus tratamientos debido al incremento de casos que se han reportado en la última semana.

A finales del mes de marzo, la cifra de agentes afectados estaba por el orden de 80 casos. Ocho días después, la cifra se triplicó, explicó una fuente vinculada a la Minseg.

Cuando se empezaron a registrar los primeros casos, a mediados del mes de marzo, los agentes eran atendidos en el Instituto Superior Policial (Ispol), ubicado en Gamboa, corregimiento de Ancón, pero posteriormente se dio su trasladado hacia diferentes hoteles.

La propagación del COVID-19 es una amenaza grave para los agentes de las fuerzas de seguridad panameña, sobre todo para los de menor rango que salen a las calles a cumplir con su deber constitucional de imponer el orden, combatir la delincuencia y detener a quienes violen las medidas de cuarentena, exponiéndose al contagio del virus que circula en distintos ambientes y que en ocasiones es asintomático.

En estos momentos, en medio de la pandemia, la labor de los miembros de la seguridad es crucial para obligar a los ciudadanos a cumplir con la cuarentena impuesta por las autoridades para detener el avance de la COVID-19 y reducir el número de muertos en el país. 

En esta batalla, dos agentes han perdido la vida: Abel Ábrego, del Servicio Nacional de Fronteras (Senafront) y Juan De La Cruz, subcomisionado.