Temas Especiales

08 de May de 2021

Nacional

Fuerzas de oposición buscan consenso hacia una constituyente

En los próximos días, dos partidos políticos y uno en formación estarían uniéndose de manera formal al movimiento 'Panamá Decide' para impulsar los cambios constitucionales

Las tres fuerzas políticas que adversaron al presidente Laurentino Cortizo en las pasadas elecciones de mayo de 2019, consideran unirse con el movimiento ciudadano 'Panamá Decide', con el fin de impulsar la convocatoria a una asamblea constituyente paralela.

En el texto constitucional vigente se dispone que la asamblea constituyente paralela la integrarán 60 miembros.Archivo | La Estrella de Panamá

La Estrella de Panamá conoció que, en los próximos días, dos partidos políticos y uno en formación se estarían sumando de manera oficial al movimiento ciudadano que impulsa los cambios a la carta magna de Panamá.

José Isabel Blandón, presidente del Partido Panameñista, confirmó que valoran la posibilidad de unirse al movimiento. “Estamos uniendo esfuerzos con distintos sectores que promueven la constituyente”, admitió.

El partido en formación Movimiento Otro Camino (MOCA), que preside Ricardo Lombana, también se sumaría a la alianza por una nueva constitución. Este diario intentó, sin éxito, conocer la versión de Lombana.

Mientras que Rómulo Roux, presidente del Partido Cambio Democrático (CD), también apuesta por la unidad de las fuerzas para lograr el propósito de recolectar las 581 mil firmas de ciudadanos panameños que se requieren para convocar a la constituyente paralela.

“Ojalá podamos unirnos, lograr consensos, deponer intereses políticos, con miras a lograr un objetivo común... Esa unión (con 'Panamá Decide') no la descarto, pero requeriría un consenso en los objetivos por parte de todos los grupos, y también la consulta con la junta directiva”, enfatizó Roux.

Por su parte, Carlos E. González, fundador y miembro de la junta directiva del movimiento ciudadano 'Panamá Decide', explicó que están convocando a partidos políticos, organizaciones de la sociedad civil y gremios a plasmar su firma en un documento que establece objetivos para un nuevo orden constitucional. Posteriormente todos juntos, como un movimiento integrado, presentarán al Tribunal Electoral (TE) el memorial para la recolección de las firmas para convocar a una asamblea constituyente.

“Los panameños tenemos una historia de empinarnos sobre nuestras diferencias, cuando nos encontramos en situaciones como esta”, señaló González.

El Decreto 2 del 4 de febrero de 2021, del Tribunal Electoral (TE), reglamenta el trámite de recolección de firmas para la convocatoria a la constituyente paralela por iniciativa ciudadana. La norma indica que varias iniciativas pueden organizarse simultáneamente y las firmas que obtengan se podrán sumar para consolidar una sola propuesta si así lo deciden expresamente por escrito y lo comunican al Tribunal Electoral.

Los interesados deberán elevar al TE un memorial en papel simple expresando su propósito de convocar a una asamblea constituyente paralela al amparo de las normas constitucionales y del Código Electoral, para lo cual solicitarán la autorización para iniciar el proceso de recolección de firmas.

González explicó que en el camino a la constituyente se percataron de que existe mucha incertidumbre de la sociedad. Por ello decidieron revisar todas las propuestas que se han efectuado para cambios constitucionales y concluyeron que existe una cantidad de coincidencias de temas.

La agrupación decidió elaborar un documento que refleje las propuestas de cambios, que eran denominador común. Entre ellas está un diseño constitucional que limite los poderes del Estado, que acabe con el presidencialismo exacerbado, que impida la concentración de poder en cualquiera de los órganos y que garantice la separación e independencia de estos.

En un comunicado, el movimiento ciudadano explicó que para lograr esto se requiere de una reforma profunda en el método de elección de los diputados.

Otra de las propuestas es garantizar un estado de derecho a través de reformas al sistema de administración de justicia, para que los procesos se desarrollen con la independencia de los operadores de justicia. También es imperativo reformas a la Procuraduría de la Nación y de la Administración para que sean directamente responsables del resultado de su gestión.

Otro de los puntos que contempla el documento es ampliar y profundizar el sistema democrático, proporcionando mayor control y participación ciudadana sobre la actuación de los funcionarios y con métodos eficientes de rendición de cuentas.

“Invitamos a todas las organizaciones y fuerzas vivas del país a sumarse a estos objetivos. La circunstancia actual requiere que los panameños nos organicemos, y con respeto y confianza trabajemos juntos para lograr los cambios urgentes que requiere la Constitución, incluyendo todas las propuestas de cambio que ayuden a tener un mejor país para todos”, plantea 'Panamá Decide'.

En abril de 2019, cuando el presidente Laurentino Cortizo era candidato y presentó su plan de gobierno, reconoció la necesidad de dar al país un nuevo orden constitucional.

Tras ganar las elecciones, en junio de 2019, el presidente presentó un paquete de reformas a la Asamblea Nacional de Panamá. Pero en diciembre de ese mismo año, se vio obligado a retirar las reformas que habían sido aprobadas por los diputados. La sociedad reprobó con críticas y protestas los cambios porque supuestamente promovían la corrupción, facilitaban la impunidad y fomentaban la discriminación.

Posteriormente, la pandemia de la covid-19 obligó al Gobierno panameño a atender otras prioridades, como la salud, la educación y la economía, y dejar a un lado las reformas constitucionales que prometió en campaña. Y dirigió la mirada a un diálogo nacional, que concluirá con la firma de un documento denominado el Pacto por el Bicentenario, con propuestas que permitan alcanzar un modelo de desarrollo.