30 de Nov de 2022

Nacional

Ausencia de empresarios empantana el diálogo

Unas 41 organizaciones buscan estar en la segunda fase del diálogo. La ausencia de los empresarios fue el punto medular de la discusión este jueves. No se escogió el facilitador del diálogo y tampoco se definió la metodología a seguir en las discusiones

Ausencia de empresarios empantana el diálogo
La Universidad Tecnológica de Panamá fue sede de la reunión.Larish Julio | La Estrella de Panamá

La transición para comenzar la segunda fase de la mesa de diálogo estuvo protagonizada por la ausencia de los empresarios, quienes en la primera fase insistieron, en muchas ocasiones, estar presentes en la discusión.

La idea de este día de acercamiento, entre las alianzas y el gobierno, era definir la metodología del diálogo y quién sería la facilitadora de las conversaciones.

Seguridad y soberanía alimentaria, derechos humanos, ambiente y pueblos originarios, vivienda y hábitat (infraestructura pública), educación, juventud y desarrollo social, salud y seguridad social, laboral, transporte y logística son los ejes temáticos a discutir en la segunda fase del diálogo.

En la mesa están presentes la Alianza Pueblo Unido por la Vida, la Alianza Nacional por los Derechos del Pueblo Organizado, el Bastión de Lucha del Oriente Chiricano, comarca Ngäbe Buglé y Campesinos.

El sector empresarial antes de sentarse a la mesa del diálogo condicionó una serie de reglas, como el posponer las fechas del 6 y 7 de octubre, el tener simetría en la participación, entre otras.

La reunión de este jueves empezó pasadas las 10:00 de la mañana, pero la falta de señal del Sistema Estatal de Radio y Televisión postergó el inicio de las conversaciones.

Unas 41 organizaciones, entre las que figuran grupos indígenas, afrodescendientes y jubilados, solicitaron ser incluidas en la mesa de diálogo. También pidió la Coalición por Panamá, que aglutina a grupos que luchan para erradicar la corrupción.

“La Iglesia católica, en su compromiso de llevar adelante la transición, hizo una serie de reuniones de acercamiento con el sector empresarial, el gobierno y las alianzas, para sondear sus posiciones frente al inicio de la fase de solidaridad”, señaló la Arquidiócesis de Panamá en un comunicado.

Maribel Jaén, en representación de la Iglesia, le informó a la mesa que insistirá con la comunicación a los empresarios para que se unan al debate.

El Consejo Nacional de la Empresa Privada (CoNEP), remitió una carta al Arzobispado de Panamá en la que explica su visión de lo que deben ser las reglas básicas para que la llamada fase dos del diálogo sea fructífera, equilibrada, y que sobre todo promueva la igualdad entre las partes.

“El Consejo Nacional de la Empresa Privada reitera su deseo y disposición de participar en todos los diálogos que sean necesarios para ayudar a resolver los problemas del país, siempre y cuando las reglas que se apliquen no sean fruto de la imposición, sino del acuerdo libre de las partes. La democracia y el país nos lo exigen”, se lee en la nota remitida el miércoles.

Se espera que hoy viernes se defina la metodología a seguir en el diálogo y conocer la persona que estará a cargo de dirigir el debate en la mesa de diálogo.

Las sesiones plenarias se realizarán en Penonomé y el Gobierno Nacional garantizará la logística.