Temas Especiales

18 de Jan de 2021

Política

Radiografía interna de la Alianza

PANAMÁ. Luego de la victoria en las urnas, ahora la Alianza por el Cambio se enfrenta a otro reto: el nombramiento del equipo que acomp...

PANAMÁ. Luego de la victoria en las urnas, ahora la Alianza por el Cambio se enfrenta a otro reto: el nombramiento del equipo que acompañará a Ricardo Martinelli en el gobierno. En términos políticos, éste se convertirá, realmente, en el tema más delicado que le tocará manejar al nuevo presidente en las próximas semanas.

Al elegir el cargo de Presidente de la República, cada panameño marcó la casilla del partido político de su preferencia. Allí entra el poder electoral de cada partido a dejarse sentir.

Antes de las elecciones se especulaba con cuál sería el aporte arnulfista. Sin embargo, el tsunami de votos que sumó Cambio Democrático pone a Martinelli en el centro de un poder robusto. Martinelli podrá sentirse plenamente satisfecho y tendrá en su mano el poder de decidir lo que se le antoje: fue la mayoría CD la que le dio la victoria.

LAS MANOS LIMPIAS

El aporte arnulfista, sin embargo, tampoco fue menor. Alrededor de un cuarto de millón de votos volaron desde el panameñismo a Martinelli. Así las cosas, los arnulfistas también podrán decir lo suyo: sin ellos Martinelli no hubiese tenido una victoria tan holgada.

Si Juan Carlos Varela logra timonear las negociaciones hasta llegar a buen puerto se afianzaría como líder en el partido. Varela se ha dado a conocer a sí mismo como un político de manos limpias. Sin embargo, le tocará ejercer la mano dura a lo interno del colectivo para evitar que los “huesos viejos” enturbien el lavado de cara que ha querido darle Varela a su partido.

Sin embargo, si el haber resignado la candidatura presidencial se le suma a una baja impronta panameñista en el gobierno, los mireyistas volverían con todo.

OTROS PARTIDOS

Pero en la alianza hay otros partidos, que aunque no son grandes también aportaron a la hora de ganar.

El Molirena superó su membresía con creces y logró con ello un buen aporte a la Alianza a la hora de sumar los números. Está Unión Patriótica, quienes apoyaron desde el inicio la candidatura de Martinelli. Sus dirigentes aspiraron en algún momento a ocupar la Vicepresidencia que hoy ostenta el panameñista Juan Carlos Varela.

“ESTA UNIÓN NO DURA”

Las historias de las alianzas políticas no siempre tienen un final feliz. “Esta alianza no va a durar”, dijo Guillermo Endara al referirse a la alianza entre Martinelli y Varela. Sabe de lo que habla. Endara recuerda resignado en lo que quedó la Alianza Democrática de Oposición Civilista (ADOC) que lo llevó a la Presidencia en 1989.

Esta alianza estuvo compuesta por el Partido Panameñista, el Partido Demócrata Cristiano y Molirena como principales partidos.

Fue el PDC el partido que llevó el peso en la elección, se ganó la mayoría de los escaños en la Asamblea y entre los representantes de corregimiento. Era inminentemente un gobierno dominado por la democracia cristiana. Eso no fue impedimento a la hora de romper palitos”.

La danza de nombres comenzó con el triunfo y con ella las negociaciones por espacios de poder. Los arnulsfistas pedirán lo que creen merecer. Martinelli sabe que el apoyo popular late de su lado.