Temas Especiales

28 de Nov de 2020

Marco Aurelio Mejía R.

Columnistas

Centro Oncológico de la Región Occidental, ¿sueño o ilusión?

Mediante Consejo de Gabinete realizado en Barú en octubre del 2014, reafirmado en el Consejo de Gabinete del mes de octubre del 2015

Mediante Consejo de Gabinete realizado en Barú en octubre del 2014, reafirmado en el Consejo de Gabinete del mes de octubre del 2015, se manifestó que el Hospital de Bugaba se convertiría en el Centro Oncológico de la Región Occidental del país. En estos Consejos de Gabinete se planteó la necesidad de la continuidad de las obras y el equipamiento del nuevo Centro. La propuesta nace debido al clamor de la población de Chiriquí, Bocas del Toro y Veraguas que, a pesar de ser una de las regiones que presenta uno de los más altos índices de cáncer en el país, no se le ha dado una respuesta cónsona a una enfermedad que es altamente curable cuando es detectada a tiempo. Esto a su vez representa una carga social y económica al Estado, ya que estos pacientes deben recibir atención médica y tienen que viajar con sus acompañantes al Instituto Oncológico Nacional, en su mayoría de las veces, vía terrestre.

El sitio escogido en la ciudad de Concepción, es práctico y conveniente para la movilización de los pacientes. Como primer paso para la materialización del Centro, se requiere que el mismo cuente con una estructura física moderna, en la cual estén instaladas sus oficinas y todas las otras instalaciones necesarias para iniciar la atención integral y adecuada de los pacientes con cáncer de la Región. Con el inicio del funcionamiento de este Centro, la región occidental se colocará al nivel de centros que brindan este tipo de atención a un tercer y cuarto nivel. Esto incidirá en la calidad de atención de salud de cada uno de nuestros ciudadanos por los que el Estado tiene la obligación de velar, y de asumir el compromiso de una ‘Salud igual para todos '.

El impacto del descenso de la mortalidad del país se refleja claramente en el incremento de la esperanza de vida al nacer, la cual pasó de 59.3 años en 1960 a 74 años en el periodo 2000-2005. En cuanto al aspecto epidemiológico, en el 2004 la tasa bruta de mortalidad registrada fue de 4.2 muertes por cada mil habitantes. Las enfermedades crónicas no transmisibles como el cáncer figuran desde hace varias décadas entre las principales causas de muerte en Panamá. En las estadísticas reflejadas en el Registro Nacional del Cáncer más de un tercio de los pacientes que acuden al Instituto Oncológico (ION) provienen de esta región del país. Se estima que la población que atiende el ION alcanza un estimado de 6000 pacientes anuales.

El análisis del comportamiento de los casos de cáncer en la República de Panamá, para los quinquenios del 90 a la fecha, indican que para la década de los noventa los 5 principales tumores malignos que presenta la población panameña son los de mama femenina, próstata, cuello uterino, estómago y tráquea, bronquios y pulmón, con un aumento creciente del cáncer de colon y recto. Las proyecciones realizadas para el 2005 al presente, sugieren que, de mantenerse las mismas condiciones de riesgo, el comportamiento de la incidencia de cáncer será similar.

Consideramos que la instalación del Centro, debido a los atrasos en la construcción del Hospital de Bugaba y el tiempo requerido para la adecuación de las estructuras que lo albergarán, son alternativas a largo plazo, a menos que se brinde un apoyo inmediato a su realización. A corto plazo estamos iniciando el reclutamiento del recurso humano necesario que pueda brindar una atención inmediata y de calidad a los pacientes nuevos y sobrevivientes. De modo que puedan ser atendidos a nivel regional o trasladados oportunamente al ION en la capital. Además, este año nos hemos trazado como primer gran objetivo la realización del primer Congreso Internacional de Oncología y Cuidados Paliativos, en donde tendremos la participación de expertos nacionales e internacionales, así como el apoyo académico y de expertos de la Universidad de Salamanca, España. Nuestro gran objetivo es que todo esto redunde en un impacto en la calidad de vida en el paciente oncológico, en los familiares y, además, esto signifique un enorme ahorro al Estado panameño.

MÉDICO, RADIO-ONCÓLOGO.

==========

‘... se requiere que el (Centro) cuente con una estructura física moderna, en la cual estén instaladas sus oficinas y... otras instalaciones necesarias para... la atención integral... de los pacientes con cáncer de la Región...'