22 de Feb de 2020

Yolanda I. Crespo D.

Columnistas

La vida de los mellizos

Joyce Carol Oates, nominada al Premio Nobel de Literatura, escribió esta novela bajo el nombre de Rosamond Smith.

Joyce Carol Oates, nominada al Premio Nobel de Literatura, escribió esta novela bajo el nombre de Rosamond Smith. Basada en sus investigaciones de estudios psicológicos a mellizos, escribe un thriller psicológico de gran profundidad.

Es la historia de Molly Marks, una joven actriz, modelo que no encuentra su camino, se aburre y decide, después de haber tratado varios trabajos, e innumerables hombres con quienes se ha involucrado, encontrar su vocación. A los 28 años decide buscar ayuda psiquiátrica. Comienza psicoterapia con el Dr. Jonathan McEwan, guapo, serio, graduado de la Universidad de Harvard. Pronto descubren una atracción mutua, interrumpen la terapia, él manifiesta que no hay nada malo con ella, se enamoran, empiezan a vivir juntos como amantes.

La primera noche en su nuevo apartamento, Jonathan menciona que tiene un hermano gemelo idéntico que también es psiquiatra. No había mencionado su existencia, ya que no tiene importancia. No son unidos y no se tratan. Ella siente que hay algo detrás de este misterio, intrigada, decide buscar a James, el otro hermano, finge cambiarse el nombre y entra en terapia con él. Encuentra que James es el gemelo dominante y tiene una relación amorosa con él. A espaldas de su amante, el bueno de Jonathan. A quien le dice que se está tratando con la doctora Agnes Wexler, una psiquiatra en Nueva York, empieza a pasar una vez a la semana la noche con James, e inventa pretextos. James es sádico, perverso, cínico. Ella se encanta con él. Para Jonathan el amor es un ritual sagrado. Para su hermano es un acto físico. James la degrada en la terapia y en su relación sexual. Decide abandonarle. Le pregunta por qué están separados él y su hermano. James le dice que Jonathan está obsesionado con él, que está celoso, los celos son rabia reprimida. En su vida social Jonathan tenía problema, todas sus novias se iban con James y lo abandonaban. Jonathan estuvo enamorado y comprometido con Sandra Shirer, iban a casarse, hasta que James la sedujo, ella quedó encinta y abortó. Jonathan rompió el compromiso. Sandra entró en una gran depresión, intentó suicidarse y más nunca volvió a llevar una vida normal. Los hermanos se distanciaron. Molly llegó a la casa de su madre para preguntar por Sandra y se enteró de los detalles.

En una ocasión Molly salió con Jonathan a un evento importante y estaba una bella psiquiatra que disertó brillantemente, ella le preguntó quién era esa distinguida dama, Jonathan contestó que la doctora Agnes Wexler, ¿quería que se la presentara? Supuestamente era su psicoanalista, quedó claro que había estado engañándolo.

James nació once minutos antes, es el gemelo dominante, ambos tienen un cociente intelectual de 157, en el rango de los superdotados o genios.

Empieza a investigar sobre estudios de gemelos, en la mitología griega el dios Zeus seduce a Leda, una mortal, de esa unión nacen los mellizos en perpetuo combate Castor y Polydeuces. En la Biblia hay casos de mellizos: Jacob y Esau, Farez y Sara. Existen siameses físicamente unidos por el torso.

Las tribus primitivas en Australia y África tradicionalmente sacrifican uno (el segundo) o ambos mellizos al nacer, a veces asesinan también a la madre. En otras culturas son considerados emblemas de fertilidad, como en el antiguo Egipto, Escandinavia, Tíbet y en ciertas tribus amazónicas. Existe aproximadamente un millón de mellizos en el mundo, de los cuales un tercio son gemelos idénticos. En algunos casos el feto dominante absorbe y se alimenta del feto menor en el vientre materno, se han encontrado tumores fosilizados de los restos del mellizo.

A menos que los gemelos trabajen arduamente en su identidad, corren el riesgo de convertirse en monstruos psíquicos.

La obra culmina cuando Molly se enfrenta con ambos gemelos idénticos, en la playa en Narragansett, sin poder reconocerlos.

PSICÓLOGA, ESCRITORA, DOCENTE UNIVERSITARIA.

BIBLIOGRAFÍA: JOYCE CAROL OATES, LIVES OF THE TWINS, SIMON & SCHUSTER, 2017, 236 PÁGINAS.