La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Avatar del Ricardo Arturo Ríos Torres

Ricardo Arturo Ríos Torres

Columnistas

Ángel María Herrera, un colegio nacionalista

La elite de esa conjunción de mar, llanura y montaña es parte de la república de los primos enunciada por Omar Jaén Suárez.

Penonomé durante la época colonial es el eje de las encomiendas españolas en los llanos del Chirú. El poblado del acantilado de la Angostura y del cerro Guacamaya, se caracterizó por ser una comunidad ultraconservadora bajo el control eclesiástico.

La elite de esa conjunción de mar, llanura y montaña es parte de la república de los primos enunciada por Omar Jaén Suárez.

Penonomé, entre muchas paradojas, es también el epicentro del contrabando interoceánico durante el siglo XVIII y escenario de los más cruentos combates durante la Guerra de los Mil Días y asiento en La Negrita del líder de los cholos coclesanos, Victoriano Lorenzo.

La dialéctica histórica sustenta esas contradicciones y entre ellas, el nacimiento del héroe y mártir de la épica de la soberanía: Ezequiel González Meneses.

El colegio Ángel María Herrera nos acoge como docentes en la década de 1960; llegamos, con una maleta de ilusiones y con las vivencias de la generación de 1958 combativa, heroica y mártir, a una comunidad donde la elite imponía la sumisión a sus mandatos. El pensamiento de Emerson nos guía: solo los que construyen sobre ideas, construyen para la eternidad.

La experiencia es gratificante, nuestra actitud contestataria se hace sentir en la tierra del Zaratí. La acción vanguardista tiene ecos múltiples en el Penonomé ancestral, así deja de penar para reclamar una sociedad más justa, equitativa y de respeto a los derechos humanos fundamentales.

Los trágicos sucesos del 9 de Enero de 1964 impactan a la comunidad educativa del colegio Ángel María Herrera, esa noche de dolor, lágrimas e indignación nacional convoca a los penonomeños a un Cabildo Abierto en la plaza pública y luego en las instalaciones del Consejo Municipal.

Marcelino Jaén propone la organización de un comité provincial en defensa de la soberanía. Ricardo Ríos y Heriberto Torres son elegidos como sus directivos e inmediatamente se procede a organizar las comisiones que el 10 de enero visitan los corregimientos y distritos de Coclé, asimismo se decide marchar pacíficamente a la Base estadounidense de Río Hato, el 11 de enero.

Penonomé se conmociona cuando se anuncia que entre los 21 mártires está Ezequiel González Meneses. El joven participó en la Marcha Patriótica del 3 de Noviembre de 1959 a la zona canalera organizada por la Unión de Estudiantes Universitarios. Ezequiel es golpeado con los toletes de la policía zoneíta y permanece arrestado por seis semanas.

Profesores, estudiantes y padres de familia del Ángel María Herrera militan con patriotismo en las actividades del Comité de Defensa de la Soberanía de Coclé, el colegio es baluarte del sentir nacionalista, situación inédita en la actitud quietista de su comunidad.

Olmedo Domingo, uno de sus primeros directores, recorre los campos y montañas de la región e incentiva a la población campesina, especialmente a la cholada para que estudie en el centro de educación secundaria de Penonomé. Nunca olvidaré a Rafael Vanegas, el joven descendiente de Victoriano Lorenzo que en un acto cívico lanza una proclama revolucionaria. Nuestros estudiantes son hoy profesionales distinguidos, catedráticos, médicos, ingenieros, psicólogos, ciudadanos ejemplares.

El Ángel María Herrera se inicia el 13 de junio de 1942, responde a la iniciativa de autogestión de ciudadanos con un ideal pedagógico de servicio a la comunidad, labora sin presupuesto, los docentes con vocación de auténticos maestros son ad honórem, pero su propósito es llevar la educación de calidad a la región campesina y a la incipiente urbe. La relación sincrónica de escuela-comunidad guía a sus fundadores, es un principio nuevo de trascendencia social. Los pioneros tienen fe en el proyecto y el devenir social les da la razón.

Hoy es una entidad educativa de prestigio, tanto en el país como internacionalmente. Proponemos que dado el valor educativo del Ángel María Herrera se estructure como centro piloto de práctica docente y de innovación pedagógica de la educación nacional.

Penonomé se transforma, es un emporio comercial floreciente, tiene cuatro centros universitarios y un observatorio astronómico de relieve nacional y en el istmo centroamericano.

Saludamos con emoción patriótica a la comunidad penonomeña que celebra con alegría los 75 años del Ángel María Herrera.

LOS AUTORES SON DOCENTES JUBILADOS.