La Estrella de Panamá
Panamá,25º

17 de Oct de 2019

Avatar del Modesto A. Tuñón F.

Modesto A. Tuñón F.

Columnistas

Voz y violín, un talento joven

Es una cantautora cubana que ha estudiado a profundidad esa disciplina de notas y compases

Las nuevas manifestaciones tienen dificultad en adentrarse en el mercado musical de cualquier región por lo abultado de los repertorios y toda una cultura propia de cada país. Por esa razón, constituye una buena noticia cuando surge un valor, un grupo o jóvenes que se preocupan por trabajar en esta variante de creatividad y contribuyen con aportes ingeniosos desde una perspectiva ocurrente y llena de buenas ideas.

Tamny López Moreno es un adecuado ejemplo de esto. Es una cantautora cubana que ha estudiado a profundidad esa disciplina de notas y compases y, tan pronto se graduó en el Instituto Superior de Arte, se lanzó a componer e interpretar al piano o violín y se hizo acompañar de su propia voz para dar un reforzado impulso a la expresión de su generación, dado lo complejo y exigente de este tipo de tareas en los escenarios de su país.

Su desenvolvimiento y temprana carrera profesional cuenta con un respaldo de expertos. Bajo la tutela del maestro Augusto Diago, ha participado en varios proyectos discográficos como Goza pepillo, de Interactivo, gran premio Cubadisco; Breathe, de Yusa; Bossa cubana, de Sexto Sentido; y Tengo nada, de Warapo. Se ha esforzado en dar sentido a su imaginación para preparar producciones que ya sobresalen en el panorama de variedades habaneras.

La crítica se ha ocupado de ella y la considera una sucesora en esta etapa de aquel ‘filin' de los contemporáneos de la Nueva Trova; entre ellos Pablo Milanés y Silvio Rodríguez. Ellos, desde los años sesentas del siglo pasado recogieron la musicalidad y el sentido romántico de sus ancestros para darle un nuevo sentido a la imaginación en el contexto de la realidad emergente en Cuba. Ahora son otros tiempos y Tamny se involucra con tenacidad.

Una fuerte base instrumental le sirve de fondo y sobre esta estructura, sus textos aluden a las preocupaciones, al sentimiento y aspiraciones que surgen en su entorno. Pero lo elabora con una rítmica sobria, mientras el agudo sonido del violín electrónico le confiere un ambiente que invita a moverse cadenciosa y alegremente. Pero ella no brinda estas propuestas en forma individual; se hace acompañar de algún grupo que aumenta esta sensación armoniosa.

Tamny sabe lo que hace y lo explica muy animada. ‘Quisiera que mi música llegará a todo tipo de público desde el niño hasta el abuelo y que se sintieran identificados con mi violín. Desarrollo además de las letras, melodías y espero puedan favorecer el ritmo antiguo con un contexto más actual y así desdoblarme como concertista clásico en mis raíces que son la cubanía para que se escuche bien…'.

Si hubiera que definir su preferencia, se podría decir que tiene inclinaciones. Ella las ha manifestado; ‘cha cha chá, guajira y el danzón'; y resalta que quiere traerlas a la actualidad con su propio recurso. Una muestra de todo eso, va a brindar en un concierto que produce World Music Panama con Óscar Oviedo y que tendrá lugar el 26 de abril en el Ateneo de la Ciudad del Saber, como actividad de la agenda para este año.

En esta oportunidad vendrá con un grupo joven, De pura cepa con quienes compartirá el escenario para que el público sea testigo de las últimas figuras y grupos que surgen en la intensa agenda citadina. Tamny es considerada como una de las nueve intérpretes más exitosas de la actualidad en ese país caribeño con una producción que crece llena de un vigor que descansa en el estudio académico profundo, alimentado por herencias de su pueblo.

Esta violinista y cantante ha acompañado a renombrados exponentes como Fito Páez, Silvio Rodríguez y formado parte de grupos importantes. Ahora la tendremos en Panamá para apreciar su talento.

PERIODISTA Y DOCENTE UNIVERSITARIO.