La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Avatar del Álvaro Andrade Berroa

Álvaro Andrade Berroa

Columnistas

Un edificio histórico que se desplomó

La Chiriquí Land Company, llegó a la tierra chiricana y especialmente a Puerto Armuelles, en el distrito de Barú, en el año 1927

La Chiriquí Land Company, llegó a la tierra chiricana y especialmente a Puerto Armuelles, en el distrito de Barú, en el año 1927, donde la United Fruit Company, empresa estadounidense, que ya estaba establecida en la provincia de Bocas del Toro desde 1899, se encontraba pasando problema en las plantaciones de banano con la enfermedad de la Sigatoka negra, y viendo que cada día atacaba con mucha rapidez todo el sembradío.

Al ver esto que se estaba afectando su producción y problema para poder embarcar al mercado internacional, llegaron a comprar tierras y establecerse en Puerto Armuelles, que en aquel entonces pertenecía al distrito de Alanje y que en ese entonces se le conocía a Puerto Armuelles como Comarca del Barú.

La empresa comenzó a sembrar las plantaciones de banano en nuestro distrito de Barú e inició la construcción de edificios, entre los cuales mencionaremos y por eso este artículo, que nos ha llevado a divulgar para que la ciudadanía baruense, chiricana y panameña, sepa lo que ha ocurrido en Puerto Armuelles y después que la empresa Chiriquí Land Company clausuró sus operaciones en este distrito, que era el tercero más importante en el país, por la cantidad de impuesto y empleados que laboraban en ella.

Para los años de 1932 a 1934, la Chiriquí Land Company construyó en Puerto Armuelles la Oficina General, el hospital, los talleres de construcción, electricidad, locomotoras, carros motores (carrito de línea), el edificio de materiales, conocido por los porteños como ‘Emenes' (M&S material & Supply) y otros cosas más, e igual las casas de los barrios de Las Palmas (la zona) Buena vista, conocida por los porteños como ‘Paniston' (Spanish Town), el barrio de Silver City, lo que se conocía como ‘Barrio La Playa' y que posteriormente se le conoce como ‘Barriada el Carmen'.

De todo esto, nos vamos a referir al edificio de las oficina general, visto por todos los porteños, que nacimos y crecimos viendo este edificio muy bonito de tres pisos, totalmente construido de madera y cemento, madera sacada de nuestra selva porteña, porque cuando llegó la empresa tuvo que talar todas esas selvas de árboles que se encontraban en ese tiempo y así poder construir todos las edificaciones y oficinas que se iban a necesitar. Entonces en este edificio estaban instaladas todas las oficinas centrales con diferentes departamentos y personal que laboraban allí y tenemos que mencionar que entre ellos existían muchas personas de diferentes nacionalidades, ya que se contrató personal extranjero, por ser una empresa multinacional.

A este edificio (oficina general), construido entre los años de 1932 y 1934, en mis tiempos de infancia iba con mis señores padres a cobrar sus vacaciones y desde pequeño llegué a conocer esa oficina y además en mi tiempo que inicié a laborar en el hospital, todos los días pasaba por las aceras que se encontraban al lado de este edificio y veíamos cómo estaba limpio y conservado por el mantenimiento que se le daba, ya que era la imagen de esta empresa.

Salí de Puerto Armuelles en el año de 1974 y siempre visitaba a algunas amistades que laboraban en esas oficinas, la empresa cerró sus operaciones y quedó desocupada y al momento que inició operaciones la Cosemupar se encargó de administrar los bienes y plantaciones de banano, ya que tiempo después fracasaron con la administración de esta organización cooperativista y que posteriormente abandonaron todas las operaciones de banano en Puerto, y este edificio quedó desalojado. Pensé que las autoridades iban a utilizar esta edificación e igual todas las instalaciones que se había construido en este tiempo, donde se pudo hacer un museo, instalar las oficinas municipales, ocupar las instalaciones para una escuela, instalar una agrupación cívica y muchas otras cosas que se pudieron haber hecho con este edificio.

En días pasado enviaron unas fotos de estas oficinas para que viera, ya que en mi último viaje, el 15 de septiembre de 2017, me dediqué a tomar fotos del recuerdo de ese edificio y ahora que veo esas imágenes, el dolor que me dio al ver cómo lo han desmantelado, y podemos decir que las autoridades allí no previeron que se pudo haber hecho muchas cosas para ocupar y proteger un edificio que representa parte de la historia de oro de Puerto Armuelles, donde muchas personalidades de diferentes Gobiernos llegaron conocer y decir ‘vamos a declarar PATRIMONIO HISTÓRICO DE LA HUMANIDAD', para este punto del país. Qué lástima da que personas que no tienen mente no llegaron a ver más adelante de sus narices para hacer algo para no cometer esa barbarie de destruir el único edificio histórico que existía en Armuelles, ya que a todos los edificios, según he escuchado, les metieron candela para coger los terrenos y venderlos.

AUDITOR