Temas Especiales

13 de Jul de 2020

Avatar del Jorge Luis Prosperi Ramírez

Jorge Luis Prosperi Ramírez

Columnistas

La salud mental en los tiempos del COVID-19

De acuerdo con el último informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), globalmente se han reportado 191 127 casos de COVID-19 y 7807 defunciones en el mundo.

De acuerdo con el último informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), globalmente se han reportado 191 127 casos de COVID-19 y 7807 defunciones en el mundo. La República Popular China ha reportado 81 116 casos, lo cual corresponde al 42 % del número total de casos. Por otro lado, excluyendo China, ya hay 166 países que habían confirmado un total de 110 011 casos de COVID-19, correspondiendo al 58 % del total de casos. Fuera de China, nueve países, la mayoría de Europa, han reportado el 48 % del total de los casos, y continúan reportando casos nuevos a diario, lo que coloca estos territorios en el epicentro de la pandemia con más casos y muertes reportados que en el resto del mundo.

Por nuestra parte, hasta las 4:00 PM del día de ayer, el Minsa informó que ya tenemos 109 casos confirmados y una defunción. 92 son casos leves y se encuentran en sus casas. 17 hospitalizados, de ellos, 9 en cuidados intensivos. La mayoría de los pacientes de cuidado son personas con enfermedades crónicas de fondo. Ya no hay duda de que tenemos transmisión comunitaria. Para fortalecer la respuesta nacional, ayer se estableció toque de queda en todo el territorio nacional, a toda la población de la República de Panamá, desde la 9:00 de la noche hasta la 5:00 de la mañana.

En este contexto, muchas personas están angustiadas y estresadas, por lo que consideré apropiado para la salud mental de todos, dedicarle esta nota a compartir con ustedes los mensajes preparados por la OMS, para apoyar el bienestar mental y psicosocial de la población general durante el brote de COVID-19.

Para comenzar, mantengámonos conectados con amigos y familiares. Intentemos mantener nuestras rutinas diarias personales o crear nuevas rutinas. Prestemos atención a nuestras propias necesidades y sentimientos. Participemos en actividades saludables que disfrutemos y sean relajantes. Hagamos ejercicio regularmente, mantengamos rutinas de sueño regulares y comamos alimentos saludables. Mantengamos las cosas en perspectiva. Las autoridades de Salud están trabajando en el brote para garantizar la disponibilidad de la mejor atención para los afectados.

Por otro lado, seamos empáticos con todos los afectados. No estigmaticemos a nadie. Las personas afectadas por COVID-19 no han hecho nada malo y merecen nuestro apoyo, compasión y amabilidad. Son “personas que tienen COVID-19”, “personas que están siendo tratadas por COVID-19”, “personas que se están recuperando de COVID-19” y después de recuperarse de COVID-19, su vida continuará con sus trabajos, familias y seres queridos.

También es importante minimizar el estar pendientes de noticias que nos hagan sentir ansiosos o angustiados. Busquemos información solo de fuentes confiables, como los sitios web del Minsa y de la OMS, para tomar medidas prácticas que nos ayuden a protegernos y proteger a nuestros seres queridos. Dediquemos a eso momentos específicos durante el día, una o dos veces, en lugar de estar pegados al celular o a la TV todo el día. Conozcamos los hechos, no los rumores y la desinformación. Solo los hechos reales pueden ayudarnos a minimizar los miedos.

Protejámonos y apoyemos a los demás. Ayudar a otros en su momento de necesidad puede beneficiar tanto a la persona que recibe apoyo como al ayudante. Por ejemplo, registremos por teléfono a vecinos o personas en nuestra comunidad que puedan necesitar asistencia adicional. Trabajar juntos como una comunidad puede ayudar a crear solidaridad para abordar COVID-19 juntos.

Finalmente, pero no menos importante, honremos a los cuidadores y trabajadores de la salud que apoyan a las personas afectadas con COVID-19 en su comunidad. Reconozcamos el papel que juegan para salvar vidas y mantener seguros a sus seres queridos.

Médico, miembro de la Comisión Asesora del Minsa para enfrentar la Epidemia del Coronavirus.