• 10/06/2010 02:00

‘La fiebre no está en la sábana...

... ¿Por qué matar al mensajero?’. En días pasados apareció un escrito de mi autoría en esta sección de opinión sobre lo mal que están l...

... ¿Por qué matar al mensajero?’

En días pasados apareció un escrito de mi autoría en esta sección de opinión sobre lo mal que están las instalaciones de Migración, así como la selectividad con que son aprobadas las visas y las resoluciones en beneficio de un reducido grupo de abogados que no supera la cifra de tres. Como consecuencia de ello se dieron represalias en mi contra y se llegó incluso a exclamar que, mientras la actual administración regente esa oficina pública, mis trámites migratorios no serán atendidos, sin importar que estén dentro del marco legal.

Pero allí no terminaron quienes piensan que hay que matar al mensajero, pues, hicieron llegar a un medio escrito documentación de dos de mis clientes, señalando que soy un estafador.

No tengo nada que ocultar. Como abogado, forcé, mediante un Habeas Corpus, que el caso de un joven peruano, señalado en la documentación citada, pasara a la esfera penal y en su indagatoria, así como en sus declaraciones ante los funcionarios de Migración, señaló cómo había conseguido un pasaporte panameño falso. A este señor lo representé en la esfera penal y fue condenado a días multas, porque cooperó con las investigaciones. Hoy en día, el Ministerio Público descubrió a esa red de falsificadores de pasaportes y muchos de ellos están detenidos o gozan de medidas cautelares distinta a la detención preventiva.

El otro caso aducido, con el propósito de silenciar las críticas, es el de una dama colombiana que por más de dos años mantuvo carné de casada con panameño, pero al final decidió trabajar en una casa de ocasión. Migración le negó el cambio de estatus por no pasar la entrevista matrimonial. Esa no es responsabilidad del abogado. Los trámites migratorios, así como pueden ser aprobados, pueden ser negados.

Al mandar estos casos a los medios de comunicación social querían matar al mensajero (desprestigiándolo) y buscaban la fiebre en la sábana; porque pensaron que así la mala noticia desaparece, igual que su pésima administración y pueden volver a sus malas prácticas, como si nada hubiese ocurrido.

Señores de la actual administración del Servicio Nacional de Migración, trabajen, generen el cambio que el señor presidente prometió, dejen de ser selectivos en la aprobación de las visas y en las firmas de los expedientes de acuerdo a una Ley que dejó de regir hace más de dos años. Aquí debo señalar, sobre este tema de la ley sin vigencia, que todos los abogados, que no gozamos ni queremos gozar de los favores de esta administración migratoria, debemos pedir un áudito de los trámites actuales que bajo esa Ley han seguido registrándose, como cambios de estatus de nacionalidades restringidas, como la china y la hindú, que de forma ilegal ingresaron a nuestro país; les recuerdo que solo pueden verse beneficiados aquellos cuyos trámites se iniciaron mientras la misma estaba vigente y no están permitidos nuevos trámites bajo el amparo de esa Ley; demuestren con sus actos que estoy equivocado.

¿Cómo entender que al Licenciado Ramón Lima, durante su corto tiempo como director de Migración, le cuestionaron porque su firma de abogados tramitaba en esa entidad y se decía que había un conflicto de intereses y ahora no solo tramita la actual administración, sino que ellos mismos se firman sus resoluciones y las publican con un desprecio olímpico a todos los abogados que tramitamos en esa esfera administrativa. Hojas y hojas de visas aprobadas de una misma firma de abogados y el resto de los abogados al final de la fila junto con sus clientes, porque sencillamente nos negamos a engrasar la rueda migratoria.

Señores, trabajen, pero bien, hagan honor a la confianza que el señor presidente depositó en ustedes y produzcan los cambios que él prometió en su campaña política, para que al final de su administración migratoria mire hacia atrás y vea su legado. La fiebre no está en la sábana... ¿por qué matar al mensajero?

*Abogado.edgardofalcon@hotmail.com

Lo Nuevo
comments powered by Disqus